IMPRESO | RADIO | TELEVISIÓN

Morelia, Michoacán a 27 de marzo de 2017
Morelia
Compra
Venta
USD

18.13

18.90

Jesús está vivo… en Morelia

4 de septiembre, 2016

Redacción web/La Voz de Michoacán

Por:  Aurelio Prado Flores

 

Me quiero quitar la vida

Un hermano tenía ciertos problemas que no podía superar. Buscó por diferentes formas y modos resolverlos y no pudo. Pidió ayuda a sus amigos y familiares y sintió que su respuesta fue negativa. Llegó a tanto su desesperación que creyó que su situación no tenía remedio.

Lo único que se le ocurrió fue quitarse la vida para “solucionar” su situación que de verdad era desesperada. Cuando iba rumbo al lugar que escogió para suicidarse pasó precisamente por donde un grupo de jóvenes estaba alabando y bendiciendo el nombre de Jesús en plena Plaza de Armas. Se detuvo un momento pero no fue suficiente para que cambiara su decisión. Siguió más adelante y encontró una iglesia a la cual pasó y le comentó al sacerdote lo que había pasado en sus últimos días. Al finalizar la entrevista sintió que si otros ponían su confianza en Jesús, ¿por qué él no?

Después de quince días nuestro hermano está alabando y bendiciendo el nombre de Jesús en plena vía pública, para ser más exactos en la Plaza de Armas.

Su deseo de suicidarse fue rebasado con creces cuando se decidió alabar a Jesús con todas sus fuerzas, con sus dos manos, con su boca, con su alegría, con su dinamismo.

En una ocasión Pablo y Silas estaban presos por predicar la Palabra de Dios.

Cuando todo estaba negro, frío, oscuro y profundo, pues estaban en el calabozo más horrible, cantaban himnos y alabanzas a Papá Dios y en ese preciso momento la tierra tembló y se les abrieron TODAS las puertas de su prisión y además se les soltaron TODAS las cadenas que los sujetaban.

A ti también se te pueden abrir no nada más una puerta sino “todas” las que te tienen preso en alguna situación de enfermedad o pecado. El principio de tu proceso de sanación está en el arrepentimiento de tus faltas y tu reconciliación con Jesús por medio de su sacerdote que te absolverá y con esto la carga que llevas te será quitada. Atrévete a sanar, reconcíliate con Jesús y después, y solo hasta después te sentirás ligero para poder seguirlo como nos narra el Evangelio que lo hacían las personas que él sanaba.

¡Gloria a Dios!

– Una hermana nuestra se acercó a dar gracias al Señor y esto fue lo que nos dijo: hace cinco días que empecé a venir a la oración de las doce y siempre quise ver, oír o sentir algo. Le dije al Señor: yo vengo y vengo y no te veo y no siento nada. Pero sé que estás aquí y también sé que me escuchas. Ayer el Señor me hizo recordar algo que a la mejor ni lo he confesado al sacerdote.

En una ocasión yo dudé de Dios y le hablé a Satanás. Para mí no existía ni Satanás ni Dios y por eso le pedí mucho perdón ayer. Y hoy vine corriendo porque sabía que era para pedirle perdón a Jesús y para darle las gracias de lo que me hizo sentir ayer. Ahora puedo afirmar que creo que Jesús está vivo en la Hostia Consagrada.

Ayer sentí una espada que me atravesaba el vientre y caí. Mientras estaba acostada no podía conciliar mi corazón y el llanto y de repente me llegó una paz muy bonita. No quiero dejar de venir porque Jesús no se fijó en lo malo que he hecho sino que me tendió la mano para sacarme de donde me encontraba.

Tengo una paz en mi corazón como no la he sentido en toda mi vida, siento que estoy cambiando y eso me alegra. Era egoísta con mis hijos y grosera para hablarles, era de lo peor. Aunque quería mejorar, no podía, se me venía como una barrera y no faltaba cosa que me impidiera que lo hiciera y siempre volvía a caer a lo mismo y aun peor.

Ahora quiero pedirle a Jesús que me de fortaleza para no volver a regresar para atrás y quiero hacerle presente a mi familia, que he dejado, que me duele lo que he hecho, que allá no podía acercarme a Jesús por muchas razones pero prometo que ahora que estoy siendo convertida al Señor quiero estar cerca de mi familia y hablarles de lo que ha hecho el Señor en mi.

¡Gloria a Dios!

– En junio del año pasado empecé con problemas gastrointestinales y estuve atendida por un especialista. Con el tratamiento sentí una leve mejoría. Pero en enero me descubrieron un tumor en un ovario y desde entonces estuve muy nerviosa y no dormía casi nada. Me operaron del quiste el primero de marzo de este año pero yo seguía con las nauseas. El 18 del mismo mes me volvieron a operar, me tomaron un ultrasonido y tenía cálculos en la vesícula.

A pesar de la segunda operación seguía con las nauseas y también volvía el estómago. Me hicieron una endoscopía y me encontraron una hernia hiatal, aunada a una gastritis, además de estar mal de los nervios por no poder dormir.

Me invitaron a la oración de las doce qua ahora hacemos en el templo de la Resurrección. Un hermano me dijo que no buscara “los milagros de Dios”, que mejor buscara al “Señor de los milagros”. Tengo un mes y medio viniendo y viviendo en la oración y hace un mes que ya no vomito y hace quince días que duermo sin pastillas, estaba tomando hasta dos pastillas para poder dormir.

Gracias Jesús por sanarme del insomnio y del vómito. Nomás me quedaron cólicos en el estómago pero sé que mi Jesús me va a sanar completamente porque él no sana a la mitad o no da más algunas cosas, el tiene todo el poder en los cielos y en la tierra. Le pido a mi Señor que me de perseverancia y valor para seguir.

Además una hija que empezó a venir a la oración no quiere dejar de hacerlo porque le ha ayudado mucho en su matrimonio. Jesús ha hecho muchas maravillas en mi casa y le doy gracias.

Entra en comunicación con nosotros:

“La Hostia palpitando” impactante vídeo en YouTube. Para que lo creas. Te invitamos a verlo. Sucedió en Morelia.

“Yo vi a la Virgen”. Testimonio de nuestra hermana de comunidad Marilú: en YouTube. Cuando estábamos en la Z radio.

“Jesus me sanó de Diabetes”. Testimonio de nuestra hermana de comunidad Cecilia en YouTube, Jesus y sano (sin acento).

“Misa diaria”. 7 días a la semana. A las 11:00 horas casi medio día. En vivo, quedando después grabada. Puede cambiar hora

Página web: www.jesusestavivo.org.mx con todas las producciones a todas horas. Todos los días.

Dirección electrónica: [email protected] abbaap es una palabra compuesta, abba = Papá Dios, ap = Aurelio Prado.

Estamos en Twitter, Blogger y Facebook nuestras direcciones son: “Blogger”: jesusestavivoenmorelia blogospot.com

¡Gloria a Dios!

¡Alabado sea Jesucristo!

 

BUENAS NOTICIAS PARA EL HOMBRE Y MUJER DE HOY

Grupo Apostólico Nueva Evangelización

www.jesusestavivo.org.mx

[email protected]

[email protected]

 

Comparte la nota

Publica un comentario