IMPRESO | RADIO | TELEVISIÓN

Morelia, Michoacán a 27 de marzo de 2017
Morelia
Compra
Venta
USD

18.13

18.90

El problema del desempleo

23 de julio, 2015

admin/La Voz de Michoacán

“Es don de Dios que todo hombre coma y beba, y goce el bien de toda su labor”, Rey Salomón.

De acuerdo a los informes que dan las dependencias oficiales, el desempleo ha bajado considerablemente en los años recientes; cosa muy cuestionada en la realidad.

Por su parte los candidatos a los puestos públicos, como lo son hacia la presidencia de la República y a los gobiernos de los estados, prometen en sus campañas políticas que trabajarán porque el desempleo deje de ser un problema de las familias. Independientemente de que en efecto trabajen porque este sea un hecho en su administración, lo cierto es que la verdad nos enseña lo contrario, porque el desempleo sigue creciendo en números que son por demás deplorables.

El ambulantaje ofreciendo productos variados: tacos, churros, gazpachos, bolsas para la basura y mil cosas más, es prueba irrefutable contra a la afirmación de que el empleo ha menguado; cosa por demás equivocada. Junto a la forma de comercio indicada, a diario se ve en los cruceros del tráfico personas quienes sin tener un puesto para su venta, ofrecen: frutas, objetos para la limpieza, dulces, chicles, etc. Al lado de estos oferentes no faltan los limpiaparabrisas, que en algunos casos se molestan por no permitírseles desempeñar su labor a cambio de una moneda; y por supuesto tampoco faltan los limosneros que imploran la caridad en el nombre de Dios.

Esto y mucho más es prueba de que el desempleo no ha decrecido, más bien ha aumentado, particularmente entre las clases más desamparadas de nuestra sociedad. Personas dispuestas a trabajar en lo que sea: barriendo las calles de los frentes de los domicilios, en quehaceres domésticos, fumigando, cortando el pasto, podando los árboles, y otras ocupaciones con tal de obtener el pan de cada día para sus familias. Muchas ocasiones estos servicios no son bienvenidos por desconfianza de que se trate de individuos que se aprovechan de la buena voluntad de los vecinos para cometer algún ilícito.

Ciertamente existen dependencias oficiales como el Icatmi que ofrecen capacitación para diferentes oficios; pero estos servicios no son gratuitos porque hay que cubrir cierta cuota a cambio. Ahora bien, si se recibe el adiestramiento para un trabajo, queda el problema de en dónde desempeñarlo, si es que se encuentra; además hay que llenar muchos requisitos para poder emplearse.

Una de las preocupaciones de los padres de familia es que sus hijos puedan prepararse obteniendo una carrera universitaria o en alguna rama de los oficios manuales; esto lo buscan con el propósito de que finalmente se ocupen en algo que les permita valerse por sí mismos, y no dependan de sus mayores para su subsistencia.

Grande es la decepción porque si es que logran obtener lo deseado, encuentran que al final de todo, es necesario empezar un viacrucis buscando en dónde desempeñar lo aprendido y así recibir para el sustento diario. Esta es la razón por la que muchos profesionistas, particularmente jóvenes se auto emplean manejando un taxi, ofreciendo productos médicos, libros, y otros productos.

Según la declaración de Rosario Robles Secretaria de la Sedesol, en su visita a esta capital michoacana, se ha logrado abatir el hambre en un porcentaje muy alto; aunque reconoce que aún hay millones de personas en extrema pobreza; muestra oficial de que el desempleo existe pese a los esfuerzos de esa dependencia de gobierno.

Ante el panorama real del desempleo, urge que nuestras autoridades tomen en serio este asunto; y que no nos hagamos ilusiones con programas asistencialistas, los cuales son como “llamaradas de petate”, que pasan,, y el problema continúa. Urge que se motive a la industria privada dando a los empresarios las facilidades más allá de lo posible para que inviertan sus capitales en abrir más fuentes de trabajo donde el obrero pueda tanto ocuparse como recibir honorarios y servicios sociales justos.

Comparte la nota

Publica un comentario