IMPRESO | RADIO | TELEVISIÓN

Morelia, Michoacán a 25 de junio de 2017
Morelia
Compra
Venta
USD

17.6

18.4

Estado de México: Vecino educativo y electoral

1 de junio, 2017

Redacción web/La Voz de Michoacán

Mexicanos Primero Michoacán, A.C.

Horacio Erik Avilés Martínez

“Cuando veas las barbas de tu vecino cortar, pon las tuyas a remojar”.

Refrán popular.

Mucho más allá de la vecindad geográfica, el Estado de México ha sido siempre colindante con nuestra entidad en las escalas socioeconómicas. Además de ser paso obligado de Michoacán a la capital del país, se comparten múltiples factores culturales, políticos, étnicos e identitarios, especialmente con la región Oriente de nuestra entidad.Su sistema educativo, a pesar de ser mucho más grande que el de nosotros, cuenta con indicadores no muy distantes, ya que persiste la exclusión y la marginación en niveles parecidos. Por ejemplo, en el Estado de México, 7 de cada 10 estudiantes concluyen su educación básica sin haber aprendido los contenidos elementales; en Michoacán se eleva la proporción a 8. Y así podríamos seguir enlistando indicadores en los que ambas entidades manifiestan un desempeño insatisfactorio, siendo la mayoría de las ocasiones peor la cifra en el caso local.

Nuestro vecino estado, a pesar de poseer una gran actividad económica y enorme inversión en infraestructura, su periferia es fiel reflejo de la realidad michoacana, ya que la desigualdad, la inseguridad y la pobreza caracterizan en su amplia mayoría a ese mosaico que es el Estado de México. Sin lugar a dudas, el gigantismo de su sistema educativo contrasta con su escaso desarrollo.

En el contexto comicial del próximo domingo 4 de junio, resulta importante tener en cuenta que la elección del Estado de México va a impactar en Michoacán por múltiples razones, ya que acrecentará o ralentizará las campañas electorales locales, dependiendo de quién gane ahí, ya que indefectiblemente constituirá una plataforma de lanzamiento para las elecciones presidenciales, en las que michoacanos tienen intereses en todos los partidos políticos.

Asimismo, muchos coterráneos, de todos los colores partidistas, así como de diferentes fracciones del sindicalismo magisterial están participando en las campañas. Por supuesto, su aspiración es a cobrar el favor, recibiendo apoyo a visita recíproca, independientemente de resultar ganadores o no.

En contraste, Michoacán fue el primer estado de la república en donde se firmaron los compromisos por la educación estatal por la unanimidad de los candidatos a gobernador, hecho realizado en mayo de 2015 y son en esencia los mismos que se propusieron por parte de Mexicanos Primero en el Estado de México, los cuales son los siguientes:

Primero. Que se impulse mayor equidad en la educación, nivelando paulatinamente a las escuelas en infraestructura y medios para el aprendizaje, poniendo especial atención en las zonas marginadas y de población indígena del Estado de México.

Segundo. Que se asegure que todos los docentes en formación y en servicio tienen acceso a una formación de calidad. Esto incluye destinar los recursos suficientes, transformar las escuelas normales y garantizar la accesibilidad y relevancia de la oferta de la formación docente continua.

Tercero. Que se concursen todas las plazas vacantes de maestro, director, asesor técnico-pedagógico y supervisor; que todas las plazas vacantes sean publicadas en las convocatorias en tiempo y forma; y que éstas se asignen a los mejor calificados en los concursos de oposición (ninguna plaza debe entregarse por motivación política o, en automático, al salir de la escuela normal; nunca más se debe vender o heredar una plaza docente o directiva).

 Cuarto. Que se evalúe a cada uno de los maestros, directores y supervisores de manera periódica y, con estricto apego a lo establecido en la ley: otorgándoles el reconocimiento, promoción, apoyo, y reforzamiento debidos, o en su caso aplicar la remoción del aula como marca la ley.

Quinto. Que se celebren y apliquen, sin excepción, las evaluaciones de logro de aprendizaje a los alumnos y a las escuelas del sistema educativo estatal y federalizado.

Sexto. Que se promuevan y celebren las jornadas de transparencia en todas las escuelas, vigilando que se rinda ante la comunidad un informe de actividades y rendición de cuentas a cargo del director del plantel.

Séptimo. Que se transparente y depure la nómina magisterial para dejar de pagar – con dinero destinado a los maestros – a aviadores, comisionados no educativos, trabajadores administrativos o a cualquier otra persona que no desempeñe función docente, así como a los que se ausenten del aula sin justificación.

Octavo. Que se construya, se actualice y se haga público y consultable el Sistema de Información y Gestión Educativa, así como los padrones y nóminas magisteriales que se pagan con recursos estatales y federales en la entidad.

Noveno. Que se instrumente un sistema accesible a los ciudadanos y docentes para la presentación y seguimiento de quejas y sugerencias respecto del servicio público educativo.

Décimo. Activar efectivamente el Sistema de Asistencia Técnica a la Escuela del Estado de México para que proporcione los apoyos, asesoría y acompañamiento especializados a maestros y directores para mejorar la práctica profesional docente y el funcionamiento de la escuela.

Cabe destacar que el decálogo está perfectamente fundado y motivado en la normatividad vigente en materia educativa.

Sin embargo, en contrapunto a la seriedad de los diez compromisos, en el Estado de México ningún candidato tuvo la altura republicana de comprometerse públicamente a cumplir con los diez compromisos por la educación. En privado, los candidatos Juan Zepeda y Alfredo del Mazo manifestaron su apoyo a brindar seguimiento, sin firmarlos. Es un hecho que el pragmatismo electoral prevaleció sobre comprometerse genuinamente con la ciudadanía.

De esta situación que ocurre en la entidad vecina respecto a la plataforma educativa ciudadana se desprende que los candidatos a cargos de elección popular deben de involucrarse de manera mucho más comprometida con el tema educativo, ya que es el que delineará con mayor vigor el futuro de las generaciones jóvenes gobernadas.

En Michoacán, ante la inminencia de las campañas políticas que habremos de sortear, debemos los ciudadanos de jerarquizar y discriminar las propuestas de los aspirantes a aparecer en las boletas electorales.Mucho más allá de caras bonitas, de rostros juveniles o del aura de ganadores con la que busquen persuadir nuestras decisiones en materia electoral, los candidatosdeben de contar con propuestas educativas. Especialmente, aquellos que han tenido la oportunidad de participar en el servicio público, deben contar con una plataforma política educativa robusta e incluyente. Porque, si no es mediante un compromiso profundo con la educación del pueblo, ¿en dónde habrían de demostrar los candidatos que verdaderamente les importa servir al electorado?

Como es en el vecino Estado de México, podrá ser en Michoacán. Estemos muy atentos y exijamos que  los procesos electorales sean diferentes.

Sus comentarios son bienvenidos en [email protected] y en Twitter en @Erik_Aviles

Comparte la nota

Publica un comentario