IMPRESO | RADIO | TELEVISIÓN

Morelia, Michoacán a 28 de mayo de 2017
Morelia
Compra
Venta
USD

17.60

19.10

Mi mamá me apretó el cinturón

12 de mayo, 2017

Redacción web/La Voz de Michoacán

Juan Pablo Ríos y Valles Boysselle

A dos días de haber celebrado a mamá, es oportuno reflexionar sobre el panorama económico de nuestro país y especialmente del michoacano, porque las flores, perfumes, comidas y regalos en general costaron 44 mil millones de pesos. Todo ese dinero en un día para demostrar que en México lo más importante es la madre; tristemente hay quienes no la tienen y nos distraen con números que suenan bonito, pero habrían de indignarnos.

Empecemos por lo nacional. Aprovechando la conmemoración del Día del Trabajo, Enrique Peña Nieto celebró la mayor creación de empleos de un marzo desde que se tiene registro, es decir hace más de 40 años, dijo que 140,347 mexicanos por fin llevarían dinero a su casa con regularidad. Lo que llama la atención es que hablara sólo de marzo y no de todo lo que va de su sexenio, quizá con mayor perspectiva no le darían los números y menos si se refiriera a la inflación de ese mismo mes que fue de 5.35 o al cierre de abril que fue de 5.82 y es la más alta de los últimos 8 años. Pero los números dicen poco si no se explican; este nivel de inflación es lo que experimentas cada domingo en el mercado cuando revisas una y otra vez la cuenta para explicarte cómo es que pudiste haber gastado tanto si compraste menos comida, o como la sorpresa que te llevastecon el estado de cuenta de la tarjeta de crédito al regresar de vacaciones de Semana Santa.

El país que relata Peña es uno y en el que vivimos es otro.

En el Gobierno de Silvano se anunció la inversión de 600 millones de pesos en los programas Sí Alimenta, Beca Futuro, Casa Bienestar y Tu comunidad está en ti, para que 190 mil michoacanos reciban un apreciable regalo de $3,150.00, en promedio, con cargo a los impuestos que cada mes rebajan de tu semana, quincena o utilidades. De gira por Zamora el Gobernador ofreció su compromiso “para que Michoacán ocupe el lugar que se merece”, su Secretaria de Política Social recalcó que el objetivo es “igualar el acceso a las oportunidades y mejorar los niveles de vida de la población”

Sin duda me alegra que 100 mil michoacanos que viven en condiciones bastante más complicadas que las nuestras cuenten con $200.00 mensuales para llevar alimentos a su casa; que 50,000 jóvenes puedan pagar sus pasajes con los $1,500.00 al mes que recibirán para que continúen estudiando; y que 19 mil cocinas dejen de usar leña porque ya tendrán estufa, pero ¿de qué sirve? ¿en qué ha cambiado el nivel de pobreza de nuestro Estado después de sexenios enteros haciendo lo mismo?

Al Gobernador le entusiasman estos anuncios porque se sube a un templete que costó más que la suma de los cheques entregados para sacar la foto, porque el vuelo a Zamora fue más caro que15 años de apoyo alimenticio de ese adulto mayor que ya forma parte de la estructura electoral de beneficiarios que habrá de activarse en 2018, porque la comitiva que se desplazó generando viáticos hizo bien su trabajo, llenó el recinto de personas que saben que la inversión pública, hasta ahora, sirve para perpetuar el deseo de acceder a beneficios en vez de alentar a que nuestro esfuerzo rinda frutos y los años de trabajo honesto sean suficientes para una vejez tranquila.

Si de verdad en el corazón de Silvano está que “Michoacán ocupe el lugar que se merece” y si se seriamente se trata de igualar el acceso a las oportunidades y mejorar los niveles de vida de la población, entonces que los indicadores no sean el número de apoyos entregados sino el impacto de ese dinero en la vida de las familias, que los programas sociales se diseñen para sacar a la gente de la pobreza y no para que vote, que las becas escolares se liguen al desempeño académico medido por instrumentos internacionales como la prueba PISA (Programa Internacional de Evaluación por sus siglas en inglés), que las fachadas pintadas y computadoras regaladas a microempresas sean dirigidas a aquellas que prueben rentabilidad y un modelo de negocio de largo plazo en vez de los que simplemente llenan el requisito.

Muchas veces la pobreza o el estancamiento es tal que no queda de otra que dar el pescado, pero con recursos públicos escasos hay que elegir dárselo a quien, recargado de energía, tomará su caña y se dirigirá al río.

¿A caso esos 600 millones de pesos disminuirá el millón doscientos mil michoacanos con rezago educativo, llevará salud al millón de michoacanos que no tiene acceso, generará empleos dignos con seguridad social para los 7 de cada 10 paisanos que no la tienen?

En nuestros trabajos nos evalúan por los resultados entregados, si visitas muchos clientes, pero nadie te compra te corren; nuestra responsabilidad como ciudadanos no termina con el discurso envalentonado que grita que los Funcionarios son nuestros empleados, hay también que evaluar como patrones y para ello requerimos que los Comités Ciudadanos implementen indicadores efectivos.

Después del día de las madres traeremos el cinturón un paso más apretado de lo normal, pelearemos las horas extras, buscaremos generar más comisiones, cambiaremos la carne por pollo y el refresco por agua, pero los hijos no se quedan sin comer; una mezcla de mayor productividad y menos gasto ¿consideras que el Gobierno actúa con la misma responsabilidad?

[email protected]

facebook.com/jpriosyvalles

@jpriosyvalles

Comparte la nota

Publica un comentario