IMPRESO | RADIO | TELEVISIÓN

Morelia, Michoacán a 24 de enero de 2017
Morelia
Compra
Venta
USD

20.20

21.84

Huérfanos

25 de febrero, 2016

admin/La Voz de Michoacán

Hace días leí sobre la creación de un Fondo de Becas destinado a huérfanos de mujeres víctimas de la violencia machista en España; los grandes olvidadosde estos crímenes (unos 200 niños en los tres últimos años).

El objetivo, intentar reparar, al menos en parte, el daño sufrido por los niños, mediante ayudas económicas para estudios universitarios o refuerzos educativos y psicológicos en la edad escolar. A decir de su presidenta, estas becas no son de excelencia académica, sino de justicia; que sirvan para recuperar los vínculos de los huérfanos con la sociedad, pues muchas veces pueden quedar rotos por una madre muerta y un padre en prisión.

“Fiscal Soledad Cazorla Prieto” es el nombre de la fundación, en referencia a quien fuera profesionista clave en la legislación contra la violencia machista, colaborandocon su trabajo diario ante los tribunales para erradicarla. La familia de la fiscal aportará una importante suma económica durante cinco años, al igual que la empresa Telefónica; este primer año se prevé la concesión de entre ocho y diez becas.

Joaquín Tagar, evocó en la presentación del programa que el lema de su esposa Soledad Cazorla, era “educación, educación, educación, en esta carrera de fondo hacia la igualdad, que sirva para romper la cadena”; destacando que los huérfanos son considerados también víctimas en España, solo desde el año pasado.

En México, la legislación federal contempla desde hace años quelos hijos de la víctima del delito tienen derecho a la reparación del daño, además de recibir de parte de instituciones públicas los tratamientos médicos y psicológicos que requieran. En Michoacán, a partir de febrero de 2012, los hijos menores de edad de la víctima, gozan de semejantes prerrogativas; que cabe agregar, son irrenunciables.

No obstante el reconocimiento de tales derechos para las víctimas, plasmados en principio, enla Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, y luego, enlegislaciones secundarias (aunado a los cuantiosos recursos económicos destinados a ese rubro), poco se sabe de acciones concretas que hayan cumplido con ese mandato legal; menos, medidas que posibilitaron mejores condiciones de vida para los huérfanos de los delitos que encabezan las estadísticas.

“Da la sensación de que hay víctimas de primera y segunda categoría […] la violencia no se agota ni se resuelve toda con el castigo ni mucho menos”. Estas son palabras de Eugenio Raúl Zaffaroni, ex ministro de la Corte Suprema de Justicia de Argentina;a partir del 15 de febrero del presente año, juez de la Corte Interamericana de Derechos Humanos.

Zaffaroni -también reconocido profesor e investigador-ha opinado en diversas ocasiones, que los sistemas penales de América Latina excluyen generalmente a la víctima, debido a la corrupción, la ineficacia y lo que llama “el gatillo fácil” (metáfora que podemos interpretar observando la realidad).

Sobran los repetidosdiscursos del presidente de la República Mexicana, gobernadores y funcionarios, respecto la armonización de las normas para que las víctimas sean atendidas de forma integral, también esas cansinas frases de “unir esfuerzos”, “ponderar los derechos de la mujer”; y faltan hechos verificables que demuestren que algo se está haciendo en ese tema.

Al acercarse el día internacional de la mujer, se multiplicará la información al respecto (cifras de jefas de familia “capacitadas”, financiamiento de proyectos productivos a mujeres de comunidades indígenas, asesorías jurídicas y psicológicas otorgadas), pasados unos cuantos días, se desvanecerá -como pasa con el tinte del cabello- dicho ímpetu.

En Michoacán, la “Secretaría de Igualdad Sustantiva y Desarrollo de las Mujeres” (título rimbombanteque intenta dar idea de vanguardia,con ansias deintelectualidad); a casi cinco meses de operar, con remuneraciones puntuales a su titular y equipo, además de generosos viáticos, continúa haciendo uso de verbos infinitivos, sin presentar resultados palpables.

Con la mitad de lo que se gasta anualmente en desayunos de trabajo (al salir de casa, se supone que vamos desayunados, y si no, es problema de cada uno resolver), flores,viáticos y otros dispendios,se podrían implementar cientos de becas para huérfanos de violencia familiar, delincuencia organizada, delitos contra la salud y otros lastres que actualmente propician víctimas inocentes.

El decreto publicado el pasado lunes en el Diario Oficial de la Federación por la Secretaría de Hacienda, sobre reducción de gastos y generación de ahorros, no aporta gran cosa, porque por poner un ejemplo, autoriza a viajar en categoría de lujo únicamente a los funcionarios que por sus condiciones físicas o de salud así lo requieran; o cuando se trate de vuelos internacionales mayores a cuatro horas, y en nacionales, mayores a seis. Los montos de los viáticos no tuvieron reducciones significativas.

Falta voluntad para voltear la mirada a lo que realmente importa; sobra desvergüenza, palabrería e ineptitud.

Comparte la nota

Publica un comentario