IMPRESO | RADIO | TELEVISIÓN

Morelia, Michoacán a 26 de mayo de 2017
Morelia
Compra
Venta
USD

17.60

19.10

Silvano Aureoles, precandidato natural a la Presidencia de México

19 de junio, 2016

Redacción web/La Voz de Michoacán

Por: Miguel Ángel Martínez Ruiz

 

Hay varios políticos con aspiraciones presidenciales. Miguel Ángel Mancera lo ha expresado, pero sus posibilidades se han visto menguadas a raíz de los grandes problemas de la capital de la República, donde su nivel de aceptación ha bajado considerablemente. En otro escenario, después del triunfo del PAN y el PRD en las pasadas elecciones sobre el partido oficial, Margarita Zavala se pronunció como la virtual candidata de su partido, el PAN. Varias voces del PRD se levantaron para indicar que irían con el PAN solamente si se tiene un candidato externo. Andrés Manuel López Obrador sigue con “la esperanza de México”, que más bien es la suya. Se le critica el hecho de estar en campaña desde hace más de 15 años y del uso de los tiempos que se pagan con dinero del erario, a través del INE, para promoverse. Desafortunadamente para él, le ha hecho falta tener a su lado algún asesor que le elabore una campaña inteligente, pues los planteamientos del gasto del avión presidencial no conmueven a nadie. Existen infinidad de problemas en el país como para centrar toda su atención en un solo tema. ¿Por qué no menciona las condiciones de pobreza extrema en que se debaten muchos millones de mexicanos, sin atención médica, carentes de servicios educativos, viviendo en casuchas de cartón, desnutridos, adultos mayores en el más absoluto abandono, elevados índices de criminalidad, etc., etc.?

Basta la promoción que se realiza en torno al señor José Antonio MeadeKuribreña para darse cuenta que él será el candidato presidencial por el Partido Revolucionario Institucional. Hombre inteligente, bien preparado, quien fungió como Secretario de Energía y de Hacienda durante el gobierno del presidente Felipe Calderón Hinojosa y, con el presidente Peña, Secretario de Relaciones Exteriores y actualmente Secretario de Desarrollo Social, además de otros cargos muy importantes. Su único problema es el enorme desprestigio del PRI.

Hay muchos que se quieren lanzar como independientes. La mayoría de ellos buscan cierta notoriedad por medios publicitarios, pues saben que están muy lejos de obtener un triunfo de esa importancia en las casillas.

No así el caso de Silvano Aureoles Conejo que reúne características personales idóneas para ser un buen candidato.  En primer término, la edad. Se requiere un presidente con la suficiente energía física para soportar las arduas tareas y compromisos de tan alto cargo. Como segundo requisito, posee una trayectoria muy completa. Su origen modesto lo hace ser distinto a tantos niños bien o juniors de la política que nunca han sufrido en carne propia las carencias y necesidades del pueblo, solo los conocen por medio de fotografías o documentales cinematográficos. Aureoles se formó a base de mucho esfuerzo y obtuvo el título de Ingeniero Agrónomo especialista en Bosques por la Universidad Autónoma Chapingo y la  Maestría en Ciencias para el Desarrollo Rural Regional por la misma universidad. Su militancia política ha sido rectilínea, no ha sido un chapulín de los que se acuestan con una ideología y  se despiertan con otra, desde muy joven fue miembro fundador del Partido de la Revolución Democrática del que ha sido consejero nacional, y siempre ha respetado en forma disciplinada el programa de acción, la declaración de principios y los estatutos de ese instituto político.

Su primer cargo público fue Presidente Municipal de Zitácuaro, Michoacán. Como reconocimiento a su gestión como edil, fue electo Diputado Federal en la LVIII Legislatura, y se desempeñó como  Presidente de la Comisión de Desarrollo Rural, integrante de las comisiones de Bosques, Agricultura, Ecología y Medio Ambiente en la Cámara de Diputados. En 2009 fue Senador de la República logrando ser Vicepresidente de la Mesa Directiva, Vicecoordinador del Grupo Parlamentario del PRD. Formó parte de las Comisiones de Recursos Hidráulicos; de Reforma Agraria; y Relaciones Exteriores, América del Norte; de Agricultura y Ganadería; Gobernación; Hacienda y Crédito Público; Justicia; Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca; y Puntos Constitucionales,  además de Vicecoordinador del Grupo Parlamentario del Partido de la Revolución Democrática, en el Senado de la República.

En el año 2012 asumió la Vicepresidencia de la Mesa Directiva del Senado de la República.

Al concluir su anterior responsabilidad fue  designado Diputado Federal por el Distrito 03 de Zitácuaro, Michoacán, y  fungió como  presidente de la Junta de Coordinación Política en la Cámara de Diputados para la LXII legislatura el segundo año de sesiones ordinarias. Como representante popular expuso  en la máxima tribuna del país muchos de los problemas coyunturales que afectan al pueblo de México con gran facilidad de palabra; motivo por el que fue nombrado presidente de la mesa directiva de la Cámara de Diputados destacando su liderazgo durante la aprobación de las reformas promovidas por el titular del Ejecutivo Federal, pero siempre velando por los intereses de México en la salvaguarda de nuestra soberanía nacional y las normas establecidas por la Constitución General de la República.

También lo  eligieron Presidente de la Cámara de Diputados de México  de la Mesa Directiva del H. Congreso de la Unión en el primer periodo ordinario el 28 de agosto de 2014.  Por segunda ocasión fue postulado candidato a Gobernador por el Partido de la Revolución Democrática al Gobierno de Michoacán en el año 2015, resultando ganador de los comicios del 7 de junio, es electo Gobernador de Michoacán para el periodo 2015-2021.

Es obvio que el Ing. Aureoles es un hombre con inteligencia, talento y una trayectoria suficiente. Muchos han llegado a la presidencia con menos méritos académicos y políticos. Se dice que para desempeñarse eficientemente en un cargo público se requieren dos condiciones: tener conocimientos y experiencia en la administración pública y haber vivido dentro de las actividades políticas, donde se desarrollan una serie de habilidades para conducirse acertadamente. Ambas las satisface plenamente.

La cuestión que surge es ¿Por qué no han dirigido su mirada hacia el interior del PRD quienes se dicen sus principales actores? Las razones son múltiples y no es propósito de este breve artículo tratar de indagarlas, pero ahí está un candidato que puede hacer un buen papel como presidente de México. No como candidato perdedor, porque no se trata de eso. Aquí se requiere una mentalidad triunfadora.

¿Qué debe hacerse? Con una óptica muy elemental quizás, se debe tener mayor presencia en el ámbito nacional, a través de libros sobre problemas de actualidad, elaborados por el Ing. Aureoles, artículos semanarios en alguno de los principales diarios de la ciudad de México, entrevistas con periodistas, funcionarios, etc. En pocas palabras, mayor presencia en la vida política de la nación, sin descuidar su responsabilidad como gobernante de Michoacán.

Mejorar su capacidad para hablar en público. Es un buen orador, pero un buen curso de oratoria no le vendría mal, impartido por un experto, para que sus mensajes sean más conceptuosos y su voz sea más vigorosa, además de educada, lo cual significa que haga las inflexiones que requiere y evitar la monotonía. Para esto existe un tratado de oratoria escrito por N. D. Lafuerza. Editorial Hobby. Buenos Aires.

El presidente Peña Nieto es un buen orador, pero no es un hombre culto. La cultura es otro aspecto que puede hacer la diferencia, porque hace mucho tiempo que no tenemos en México un presidente que posea una formación cultural sólida. No significa que sepa mucho de todo, pero sí que esté enterado del desarrollo histórico de la humanidad, de la historia de México, las obras esenciales de la literatura, la historia del arte mundial y nacional, pero sobre todo tener un vastísimo conocimiento de las expresiones artísticas, tradiciones, costumbres, etc. de nuestro pueblo, pues solo así un presidente puede comprender la realidad de la nación que gobierna. No se pretende agotar todas las ramas de la cultura, pero sí las principales, además de aspectos científicos y tecnológicos, tan indispensables en la hora actual. Existe un libro intitulado “Los 333 libros más famosos del mundo”, pequeña obra que trae una síntesis de cada libro.

Un buen candidato debe tener gran capacidad para polemizar, capacidad que se puede lograr mediante un entrenamiento y mediante la lectura de obras dedicadas a este objeto, entre otras, el arte de la controversia de  Arthur Schopenhauer.

Otra habilidad que debe tener un presidente es poseer dos idiomas: inglés y francés, pues en reiteradas ocasiones el señor presidente se ha visto en serios aprietos al no poder pronunciar unas breves palabras en inglés. Por lo que se colige la necesidad de hablar inglés, no como si fuera la lengua materna del presidente, pero sí con los conocimientos básicos para establecer una conversación elemental. Esto no se lleva más de tres meses de estudio con las nuevas metodologías que existen.

Desde ahora se debe tener una propaganda bien diseñada, bajo las orientaciones de psicólogos que conozcan la manera de llegar al inconsciente del electorado, pues se sabe por experiencia que los votantes no ejercen el sufragio racionalmente, sino por motivaciones emocionales, podría decirse incluso que lo hacen inconscientemente.

El candidato que presente a un niño llorando e indique el gran número de pequeños que mueren a temprana edad por una enfermedad  que se resolvería con atención médica elemental, hará que el votante recuerde inconscientemente el llanto del niño; lo mismo si presenta a un anciano desprotegido, abandonado, y el candidato señala que en su gobierno ninguna persona de la tercera edad estará en condiciones tan precarias, el votante recuerda al hombre desprotegido y lo mueve la ternura a la hora de emitir su voto. También una madre que lamenta el secuestro de su hijo y el compromiso del candidato en el combate firme a la delincuencia causará un gran impacto en la mentalidad de la gente. Como los anteriores ejemplos, se podrían citar tantos como problemas que afectan a las grandes mayorías nacionales, especialmente a los sectores más vulnerables: niños en situación de calle, niños sin juguetes, hombres y mujeres que emigran al vecino país del norte, el desempleo y el subempleo, la pobreza en todas sus manifestaciones, etc.

La estrategia no es muy complicada, lo importante es tomar la decisión y llevarla a la práctica. Sería un proyecto muy significativo para México, por las cualidades intelectuales y humanas del ingeniero Aureoles.

Lo expresado en este texto no tiene más pretensiones que la de expresar la verdad, conforme a las convicciones de su autor.

Comparte la nota

Publica un comentario