IMPRESO | RADIO | TELEVISIÓN

Morelia, Michoacán a 23 de junio de 2017
Morelia
Compra
Venta
USD

17.6

18.4

Hay un estado de la cuestión…

15 de abril, 2013

admin/La Voz de Michoacán

MAQUIAVELO
Confusión a falta de  información
Hay un estado de la cuestión, por carencia de precisa información,  que se plantean los actores políticos de nuestro Estado; todo mundo se cuestiona sobre la realidad del estado de salud del gobernador, Fausto Vallejo Figueroa, dado que, en algunos medios, de los que han dado por calificar de nacionales, han publicado información, respaldada con foto, cuestionando la salud, la gravedad o la eventualidad. Por cierto que ha sido motivo de mayor desconcierto, el que la foto publicada en disque medios nacionales que coincide, ocho días después, en editar la misma foto; al menos la misma ropa que viste el actor objeto de la nota.

Analicemos, para orientación de nuestros lectores y apegados a la verdad que conocemos sobre el origen del tema, que es el contenido de estos comentarios, la salud del Primer Mandatario del Estado, Fausto Vallejo Figueroa.  De ello, realidad de la salud, se deducen conclusiones de importancia para la política y para el estado, de gobernabilidad, que priva en la entidad. Y finalmente la actitud y compromiso de los funcionarios, los allegados al gobernador, los opositores y los oportunistas.

El vocablo común de los ciudadanos, de cualquier pensante, es que todos tenemos, llamémosle derecho o desgracia, de enfermarnos; con resultados reservados y con pronósticos profesionales. Que el Ejecutivo del Estado ha estado delicado de salud, pues baste con la apreciación, cuando aparece en público, para que se dé cuenta el menos versado. El propio actor, el gobernador, mediante una información de video apunta que necesita de una intervención quirúrgica, porque el órgano dañado está perjudicando su sistema, su salud.

Consideramos que el derecho a su privacidad no le obliga a señalar determinado órgano; sin embargo a la astucia de los críticos, de los inquisidores, no escapa la especulación que, para el caso es lo mismo hablar de riñón, de hígado, próstata, de etc, etc. En conclusión, la salud del primer mandatario es delicada, no hay enfermedad que deba descuidarse, más aún cuando está ligada a un compromiso social, político.

Como todos lo deseamos, en breve se tendrán noticas del éxito de la intervención quirúrgica y estaremos hablando de la recuperación y de los plazos clínicos de restablecimiento para estar nuevamente en cabales funciones.

Los diputados locales han estado atentos a los plazos, a las formas legales en cuanto hacen referencia al cumplimiento de la Constitución política de Michoacán. A ninguna fracción legislativa se le ha escuchado que debe de haber una reforma, una propuesta, llevada al Congreso, dado que el gobierno de Fausto es, siguiendo la introducción de ese vocablo, que nada define pero suena bien, atípico. Con ello queremos apuntar que hay que modificar los tiempos  legales para que se definan los términos de un suplente o un sustituto, dado que no es un mandato de seis años sino de tres y meses.

El segundo punto a analizar, no menos importante que la salud del mandatario, es la actitud y desempeño de los funcionarios encargados o nombrados para la administración estatal.

Por principio de cuentas están los que tienen nombramiento, entre ellos los más cercanos colaboradores; que en el argot político se les suele nombrar como los más allegados o amigos. Los de primer nivel, pues está el secretario de Gobierno, Jesús Reyna, quien ha tenido que desempeñarse y actuar ante un panorama poco alentador. Decimos un estatus incierto dado que las finanzas, las arcas del Estado son las más precarias, al menos de las que históricamente tenemos conocimiento. La carencia de derrama económica de recursos federales ha mermado la liquidez del gobierno y de la economía general del Estado.

Ha actuado extinguiendo fuegos, pero con notoria carencia de participación de los comprometidos, de los funcionarios que deberían traer las pilas bien cargadas y salir al frente de los problemas más latentes.

Los funcionarios más cercanos: podemos señalar, nos referimos a los de primer nivel, a Roberto Monroy, con una secretaría. Su mundo gira alrededor de atraer turismo, pero con un equipo al que le falta la academia, al menos así se percibe en el área de las féminas; como, baste un botón, la tal Ada Elena Guevara Chávez, pero con título administrativo, secretaria técnica.

El tesorero, o secretario de Finanzas, Carlos Río, es de los importantes funcionarios que le responden, al menos atendiendo y enfrentando los problemas, sabedores todos que no se pueden hacer milagros ante las arcas vacías. Contrasta con la forma de operar del tal Luis Miranda que, a todas luces, no era el cacareado.

Guillermo Guzmán, su labor tendrá que ir más encaminada a buscar compatibilidad entre los que manejan los negocios; bueno, siendo claros, entre los ricos del Estado; sabedor que gran parte de los empresarios se mueven de acuerdo a los negocios y a las utilidades que les representan. En un refrán popular se dice “al son que les toquen, mientras la música esté de su lado”.

El procurador no ha dado señal, al menos desconocemos, de que tenga el pulso de la delincuencia y que haya programas o acciones específicos que contribuyan a enfrentar a la delincuencia. O no le quiere entrar o desconoce la realidad.

Juan Magaña, en el Supremo Tribunal de Justicia, se está amoldando e impulsando los juicios orales, que vendrán a ser un auténtico adelanto en la impartición de la justicia. Su carrera profesional ha estado siempre ligada  a los tribunales. El reto es agilizar y no acumular expedientes.

Uno de los funcionarios con mayor carga de trabajo, por la situación nacional y descaro de los maestros, es Jesús Sierra. La tozudez  de los maestros en Guerrero, más que atribuirles triunfos, su actitud de vandalismo es un aliciente, casi ejemplo, para que los maestros de otros estados se alienten a llevar acciones semejantes. La Federación habla de aplicación de la ley y privilegiar el diálogo. Todo bien, la teoría, pero en la práctica la tolerancia parece estar de acuerdo con las pretensiones y caprichos de los maestros que violan, a criterio de cualquier ciudadano cuerdo, los derechos de los ciudadanos, que esperan ser protegidos o sentirse vigilados y velados por la Federación, ya que se trata de delitos federales. Jesús Sierra empezó por conocer el terreno que pisa y va a caminar, lo cual habla de que no es un improvisado sino que conoce y va a actuar de acuerdo a la reforma educativa.

El Congreso local está más a hacer el papel de espía, de vigilante, que en hacer leyes apropiadas y acordes a los tiempos atípicos que se viven. Hay lógica en ello, les interesa cualquier anomalía para sacar agua para su bancada, para su partido. Aquí vemos un botón de muestra, que el jefe de la bancada perredista, Fidel Calderón, lleva la cuenta de la ausencia de Fausto Vallejo. De seguro trae en la manga un as que le puede ser útil. Y eso que se habla de haber tenido negociaciones, acuerdos para interpretar todo lo que se esconde o no se sabe sobre la administración pasada.

Aunque no de primer nivel, pero está en secretaría, Marco Antonio Aguilar Cortés, quien resucita a la política precisamente en el mandato de Víctor Tinoco Rubí. A él se le atribuye la designación, que tuvo Teresa Herrera en la Secretaría de Educación, y se comentó que lo mejor para él fue meter gente a esa secretaría; no sería extraño, es de los que ha sabido colocar a la familia, un hijo y una nuera, con cargos de primer orden, en SUMA; también un botón de muestra.

Cuando el río se revuelve los oportunistas echan sus anzuelos, sus redes. El abordar este tema es situarnos en una realidad. El Estado se encuentra en momentos críticos en la economía con un periodo de estancia en el gobierno de menos de cuatro años. Nos preguntaríamos, ¿quién o quiénes desearían gobernar por dos años y meses? Pues solamente los oportunistas de recursos muy precarios y con la esperanza fincada en su habilidad. Imaginémonos que fuera por elección, el tiempo de elecciones que significaría otro de los  peores daños a la economía estatal. No creemos que haya alguien, político de carrera o de experiencia, que quisiera llegar al Soleo de Ocampo en este tiempo atípico. Sólo algún oportunista quisiera llegar.

Los oportunistas deberían sumarse a un plan de trabajo y de soluciones y olvidarse del poder efímero. Los oportunistas son todos aquellos que están pensando o utilizando la confianza puesta en ellos para hacer negocios, para enriquecerse a costa de lo poco que tenemos para afrontar problemas serios de carácter económico.

No se ha visto propuesta o acción de quienes ya tienen tiempo en la palestra, los que mueven los negocios. Nos referimos a la Organización  Ramírez, quienes tienen la infraestructura para desarrollar la construcción en sus terrenos, negociando tierra por inversiones de gobierno. Asimismo el Grupo de Oro, con Germán Oteiza a la cabeza, es hora de aportar, y financiar obras, es como devolver algo. Es muy vivo el exalcalde Manuel Nocetti, es de los que también acomodan familiares, pero donde hay lana. La hija es la que manda, en todo, en el centro de convenciones; como muestra ese botón. Tocante a Altozano, pues habría que ver qué es lo que piensan los socios de ese desarrollo. No hay duda de que la inversión es muy fuerte.

Todas las fuerzas vivas del Estado, casi utopía, deberían unificarse en un solo objetivo, resolver los problemas. Y los que están al frente, echar todo el entusiasmo para afrontar la inseguridad que, por cierto, ha mejorado, en mucho, desde la salida del secretario anterior. Se requiere de casi un milagro para que los ciudadanos confíen en la llamada policía federal. La imagen, al menos en Michoacán, era de que además de estar coludidos con el crimen, directamente operaban. Recordemos, de hace años, los asaltos en Arteaga de patrullas federales. Los extorsionadores de paisanos, que arribaban, vía aérea, al aeropuerto de Morelia, eran precisamente federales. Pasaban la revisión aduanal y a la salida los detenían para cubrir cuotas. En una ocasión un federal dijo “cuáles son las pruebas” y le contestaron, ese tipo de lenguaje era el común y sigue siendo, por habilidad y maña de confundir y sentirse ofendidos. Uno fue honesto y dijo soy abogado y me pagan diez mil pesos y tengo que rentar casa y mantener a mi familia que vive en el norte del país. Otro no tenía ese problema, tenía un residencia en un club campestre de esta ciudad y era sólo casa de descanso. Cuando se anunció que iba a patrullar la federal las calles de Morelia, la gente tembló, por esa desconfianza histórica que se le tiene a esa corporación.

Día crucial al transporte público
Este lunes, 15 de abril, además de ser día de quincena, podría resultar el más interesante del año, en especial para la gran cantidad de morelianos que usa el transporte público local, si es que se cumple la declaración del Director de la Comisión Coordinadora del Transporte (Cocotra) en el sentido de que, a partir de hoy, se pondrán en orden las paradas de combis y autobuses que prestan ese vital servicio. En esta columna se ha insistido que una de las principales causas de la congestión vehicular en el Centro Histórico es la anarquía que, desde hace muchos años, priva en las paradas, que estos vehículos hacen sin tomar en cuenta los sitios adecuados, ya que lo hacen al inicio de la cuadra, a la mitad de ella o, de plano en medio del crucero de calles y sin tomar en cuenta que obstruyen el carril por donde ellos circulan, además de los que tiene la calle transversal, problema al que debemos agregar el que el mismo transporte público origina, cuando sus conductores van cambiando de carril o “jugando carreras” para ganar tiempo y pasaje.

La medida que se pretende tomar es, a todas luces, muy buena pero será insuficiente si no se pone orden en el modo de conducirlas. La misma rigidez o “mano dura”, que se planea aplicar para respetar las paradas oficiales, se debe aplicar para que se respeten todas las medidas que señala el Reglamento de Tránsito y que en cualquier ciudad civilizada se obedecen, y en este renglón deben ser incluidos los conductores particulares, desde el ciudadano común y corriente (con frecuencia predomina lo segundo), hasta el junior influyente y los portadores de “charolas” que se estacionan en lugares prohibidos, se pasan altos, usan –y abusan- de ruidosas bocinas, sin que nadie les diga algo.

De lograr lo anterior, estamos seguros que la circulación por el Centro se hará más fluida, y quienes usen dicho transporte o tengan que cruzarlo en sus vehículos, en lugar de mandar “recuerdos familiares” a los choferes infractores, recordarán gratamente a quien o quienes pusieron orden en el transporte público.

De antemano sabemos que no resultará fácil, ya lo han intentado administraciones anteriores y sin resultado alguno, pero si ya se está tratando de “poner en orden” al sindicato más poderoso de América Latina (y todo parece indicar que se logrará el objetivo), ¿por qué no hacerlo con una organización local?, ya lo dijo “El Sabio de Capula”: El que nada intenta, nada logra”.

Otra fecha o semana que puede ser recordada por los importantes acuerdos logrados, si es que éstos se llevan a la práctica, es la pasada, ya que como lo informamos en nuestra edición del pasado viernes, el Congreso local “Alista cirugía a la ASM, lanzará convocatoria para designar nuevos funcionarios”, según lo informó el presidente de la Junta de Coordinación Política y líder de la bancada panista, diputado Alfonso Martínez, misma convocatoria en la que, por primera vez, se dejará escuchar la opinión ciudadana para la designación del Auditor Especial de la Hacienda Pública Municipal y al titular de Unidad General de Asunto Jurídicos, puestos claves que tradicionalmente eran ocupados por recomendados, “por filias (lazos familiares) o simpatías partidistas”, que no eran más que tapaderas de las tropelías y robos perpetrados por miembros “prominentes” de algún partido político o de familia influyente a grado tal que, como lo mencionamos hace dos semanas, la ASM tuvo que ser literalmente desmantelada, debido a la contaminación que metieron varios partidos, y que como lo expresó la Coordinadora de los Diputados locales del PRD, cada partido debe asumir la responsabilidad de tal desmantelamiento.

Varios exfuncionarios de dudosa conducta en el desempeño de su cargo, confiados en la protección de sus amigos en la ASM y en que el rezago en la revisión de cuentas públicas seguiría su paso acostumbrado, les haría ganar tiempo, darle tiempo al tiempo, para que su responsabilidad prescribiera.

Como ya se dio a conocer en diferentes medios, el próximo 18 de mayo, cumpleaños de nuestra asediada (por tomas y marchas) y pintarrajeada (grafitis y pintas magistrales) Morelia, “Novia de Piedra” de poetas, soñadores y amantes de la Ciudad, será colocada la primera piedra del paso a desnivel a construirse en el Periférico Sur, por el rumbo de la Pepsi, y cuyo proyecto se está afinando para resolver los problemas que pueda ocasionar la falla geológica que existe en esa zona y en dirección transversal al sentido de circulación, que es la orientación que mayores daños puede causar a las estructuras viales, puesto que sus principales apoyos se ubican precisamente sobre los llamados labios o bordes de la falla y están sujetos a desplazamientos horizontales y verticales, combinación mortal para las estructuras, sean de concreto o de acero, en las que no se tomaron en cuenta estos factores.

La pregunta de la semana
¿Usted ya apostó a que se meterá orden en el Transporte Urbano?
Están 10:1 a que no.

Taches y autogoles
Según notas de algunos diarios locales, el H. Ayuntamiento de Morelia dio una manita de gato al sistema de semáforos de la ciudad, supuestamente un “sistema inteligente” que costó varios millones de pesos y que instaló una empresa. En su tiempo y forma criticamos acremente este gasto, agregando que lo único que de “inteligente” tenía era la cabeza del vendedor intermediario y del contratante. Por lo que hoy le ponemos, a esos dos sujetos, un retroactivo pero inteligente “Tache, color rojo semáforo fosforescente, para que se note desde lejos”.

Comparte la nota

Publica un comentario