IMPRESO | RADIO | TELEVISIÓN

Morelia, Michoacán a 30 de marzo de 2017
Morelia
Compra
Venta
USD

17.60

19.15

Foto: Internet. Feria del Buñuelo en Venezuela cumple 20 años.

Feria del Buñuelo en Venezuela cumple dos décadas

3 de mayo, 2016

admin/La Voz de Michoacán

Yaracuy, Venezuela.- Año tras año habitantes de todas partes de Venezuela viajan a la población de Santa Ana de Cocorote, en el estado de Yaracuy, para disfrutar de la Feria del Buñuelo, una de las tradiciones más dulces del municipio.

La Feria del Buñuelo nació hace 20 años de la mano de Francisca González, su creadora y coordinadora, con la finalidad de rescatar las costumbres y tradiciones del municipio Cocorote, en una muestra que se realiza en el inicio de cada Semana Santa.

Cuenta la señora Francisca que la primera vez que se realizó esta actividad fue en una cancha deportiva frente a la Plaza Bolívar, e iba acompañada con una exposición sacra.

Desde entonces, se instituyó una Asociación Civil sin fines de lucro que se apoya en la alcaldía de Santa Ana de Cocorote y la gobernación yaracuyana para producir más de 800 toneladas del tradicional alimento que se entregan sin ningún costo.

A la par de la Feria del Buñuelo, en la Capilla Santa Inés del Monte se exhibe la exposición sacra, donde se muestra el patrono de la Feria: San Francisco de Asís, La Virgen de las Angustias, El Nazareno, entre otros.

En esta capilla también reposan restos óseos encontrados en Cocorote, los cuales se presumen datan del terremoto de 1812.

Como parte de la tradición, una semana antes del inicio de la feria se realiza el pregón, el cual consiste en anunciar que ya se acerca la Semana Mayor por medio de la prosa y el verso.

Esta iniciativa que comenzó con la venta de dulces en la que el buñuelo era el actor principal, hoy por hoy abarca desde la entrada del municipio hasta el sector La Playita.

Una avenida entera con poco más 200 puestos confeccionados con diferentes materiales, y que ofrecen desde lo más variado de la dulcería criolla hasta comida salada para los gustos más selectivos, platos entre los que destacan los realizados a base de chigüire (una especie de roedor).

En el caso de la Asociación Civil, damas de todas partes de Yaracuy viajan diariamente a Cocorote muy tempranito durante la Semana Mayor y regresan ya de noche a sus hogares; esto lo hacen para colaborar con la Señora Francisca y su familia en la producción de los buñuelos y otros dulces, sin percibir por ello ningún beneficio económico.

La Feria ha unido a los habitantes del municipio Cocorote con municipios aledaños, ha incrementado el turismo y la proyección de la tradición.

Por ello, el 16 de marzo de este año, la Cámara Municipal hizo una sesión solemne en donde la Feria del Buñuelo fue nombrado como legado cultural del municipio, con el cual se fortalecen los valores familiares, tradicionales y culturales.

Cuando se pregunta a los habitantes por la Feria del Buñuelo, más allá de los puntos comerciales que año tras año se suman, todos reconocen en la señora Francisca a la lideresa que ha hecho relevante una tradición tan autóctona.

El buñuelo es un manjar dulce a base de yuca bañado con caramelo, miel o papelón (piloncillo, en México), y que es procesado por las mismas máquinas en la que lo hacían sus antepasados con pocas modificaciones que facilitan la producción en cantidad.

El proceso de preparación consta de sancochar la yuca, sacar la venita que trae, molerla, amasarla de la misma manera como se amasa para hacer pan, colocar clara de huevo, queso y mantequilla, sacar bolitas proporcionales en tamaño, freírlas en un caldero y esperar que doren.

Una vez listas se sacan del caldero y se bañan con un melado a base de papelón y otros aliños dulces.

También ofrecen su dulce de lechosa y arroz con coco para el deleite del paladar de todo aquel que se detenga donde la señora Francisca.

Otros locales ofrecen manjares de parchita, conservas, cocadas, dulce de piña, chicha andina, majarete, torta de cambur, cachapa con queso, fresas con crema y sin falta, la gastronomía propia de la Semana Mayor, arepas, empanadas y patacón, además de productos artesanales como collares, zarcillos, cadenas, tejidos, entre otros.

La Feria del Buñuelo tiene su propia bandera, creada en 2012 por la señora Francisca y consta de dos franjas, una blanca y una morada; la blanca representa la paz y la morada el traje del Nazareno.

Dentro de esas dos franjas se encuentra la piedra de Getsemaní, donde Cristo oró durante 40 días y 40 noches; contiene cuatro líneas que representan el nacimiento de Jesús, la vida de Jesús en la tierra, el sufrimiento de Jesús en la tierra, la muerte y resurrección de Jesús.

Dentro de esa figura se observa una figura redonda que simboliza la tierra, ésta posee tres círculos en su centro de diferentes colores.

El azul representa a Venezuela y el mar Caribe, lugar por donde llegaron la mayoría de las tradiciones; la verde representa a Yaracuy, lugar donde nace la yuca con la que se elabora el buñuelo; y el naranja representa al municipio Cocorote y el dulzón del buñuelo, donde además nació la feria.

En la parte inferior se pueden observar los 16 buñuelos con los que se representa el nacimiento de la Feria del Buñuelo, y en gris el caldero donde se preparan los buñuelos con leña y fuego como lo hacían sus abuelos.

Para la señora Francisca, la bandera representa el ojo de sus antepasados, que los vigilan para que estas tradiciones no se pierdan, sino que se mantengan vigentes y trasciendan fronteras.

Comparte la nota

Publica un comentario