IMPRESO | RADIO | TELEVISIÓN

Morelia, Michoacán a 22 de junio de 2017
Morelia
Compra
Venta
USD

17.05

17.60

Foto: Archivo. Acueducto de Morelia, una imponente construcción de cantera rosa.

Acueducto de Morelia, una imponente construcción de cantera rosa

21 de mayo, 2017

Redacción web/La Voz de Michoacán

Héctor Tapia/ La Voz de Michoacán. 

Morelia, Michoacán.- Una de las construcciones que por su imponente belleza de cantera rosa se ha convertido en un emblema de la capital michoacana es el Acueducto; esta magna obra de ingeniería hidráulica abasteció de agua a Valladolid por alrededor de 120 años. La necesidad de un acueducto se planteó desde el año de 1705, a partir de una seria escasez de agua que sufrió la capital michoacana en aquellas épocas. Sin embargo, fue hasta el año de 1785 que se comenzó con el proceso de construcción que duró apenas unos cuatro años, y con ello el abastecimiento de agua se regularizó para la ciudad.

De acuerdo al “Bosquejo Histórico de la Ciudad de Morelia”, de Juan de la Torre, el obispo fray Antonio de San Miguel Iglesias, era poseedor de la Hacienda del Rincón, donde se localizaban los manantiales llamados Carindapaz, el Moral, San Miguel del Monte, mismos que con la construcción del acueducto, una vez que el prelado vendió la finca por un monto de 40 mil pesos de entonces, sirvieron para abastecer de agua a Valladolid.

La arquería de calicanto (piedra caliza) se extiende por el oriente de la ciudad, entre la arboleda del antiguo paseo de San Pedro, el ahora llamado Bosque Cuauhtémoc. Refiere que de acuerdo a la Gaceta de México, el 13 de marzo de 1787 se publicó que fray Antonio de SanMiguel extendió “sugran beneficiencia, hasta el punto de costear lo que queda del sólido y hermoso acueducto”, que comenzó a construirse en el mes de noviembre de 1795, donde se había proyectado se invertirían 13 mil pesos; se estima que la obra finalmente ascendió a un costo estimado en los 490 mil pesos de la época.

En las actas de cabildo del Ayuntamiento de 1786 se señala que el alcalde regidor don Isidro Huarte había sido nombrado en comisión para que vigilara la construcción de la importante obra;mientras que don Gabriel García de Obeso, había sido nombrado como encargado del acopio de cal que requirió la edificación.

Para más información consulta la edición impresa de La Voz de Michoacán del 21 de mayo de 2017.

Comparte la nota

Publica un comentario