IMPRESO | RADIO | TELEVISIÓN

Morelia, Michoacán a 28 de mayo de 2017
Morelia
Compra
Venta
USD

17.60

19.10

Foto: Cortesía. En la hoy avenida Madero se podía observar a personas caminando, a caballo o en carruajes.

Avenida Madero, vialidad de gran simbolismo

25 de septiembre, 2016

Paola Franco/La Voz de Michoacán

Morelia, Michoacán.– La antigua Calle Real conocida hoy en día como la Avenida Madero, es una vialidad con particulares jerarquías. Su gran tamaño fue diseñado durante la época Colonial, en el Siglo XVI, para permitirnos apreciar mientras caminamos su importancia dentro de la ciudad y la belleza arquitectónica de los edificios que la flaquean desde diferentes perspectivas, pues en ella todo está perfectamente ordenado.

Hacia el Poniente podemos encontrar el Templo de la Merced, mientras que unas cuadras más hacia adelante tenemos al Antiguo Templo de la Compañía de Jesús, el Colegio de San Nicolás y la Catedral; mientras que del lado Oriente encontramos el Templo de la Cruz y el Antiguo Convento de las Monjas.

El historiador michoacano Ricardo Aguilera Soria, considera que actualmente a la antigua Calle Real se le da un valor secundario al ser el lugar común de numerosas manifestaciones, aunque también sirve como el escenario perfecto para el desarrollo de actividades tan diversas como se pudiera imaginar.

Y es que los eventos pueden ir desde los religiosos como la Procesión del Silencio, pasando por los artístico-culturales como el desfile del Festival de Música o deportivos como las carreras atléticas, hasta llegar a grandes espectáculos por el número de asistentes como recientemente ocurrió con la presentación de la banda El Recodo, en el festejo del pasado 15 de septiembre, en la celebración del Grito, con el que se conmemora el inicio de la lucha de Independencia, movimiento encabezado por el Padre de la Patria, don Miguel Hidalgo y Costilla.

Citando a Esperanza Ramírez Romero, el especialista en historia plantea que la avenida tiene varias dimensiones, ya que al irse acercando al Templo de la Merced ésta se reduce para después abrirse, lo que pareciera indicar que esta apertura visual fue hecha apropósito para poder admirar el inmueble. Lo mismo ocurre en la Biblioteca Pública y otros edificios como la Catedral.

El nombre de Calle Real lo ostentó durante casi toda la época Colonial y para el Siglo XIX, cuando se empezó a extirpar todo lo hispano -incluyendo a la población española- también cambiaron de nombre la mayoría de las calles del primer cuadro de la ciudad, el ejemplo más claro es el de esta avenida.

A partir de 1837 cuando se impusieron las primeras nomenclaturas, la vialidad adquirió sus títulos según los edificios que estuvieran cerca de ella o de las circunstancias. Por ejemplo, frente a lo que hoy es Palacio de Gobierno, el tramo de calle se llamaba “Del Seminario”, mientras que a la altura del Portal Iturbide adquiría ese mismo, lo mismo ocurría en el Colegio de San Nicolás.

Hacia el otro lado los nombres de los tramos eran “Del Magistrado”, “De las Damas”, “De las Monjas” y calle Nacional; sin embargo, esto resultó tan complicado que para el año de 1869 se planteó una nueva nomenclatura, llevando por nombre Avenida Nacional, la cual se dividía en dos partes: Primera (del lado Oriente y Segunda Nacional (del lado Poniente).

Comparte la nota

Publica un comentario