El texto que acompaña a la foto, que fue subida hace algunos días al perfil de Kerstin Langenberger Photography, detalla que estos osos que padecen hambre y que realizan largas caminatas en busca de comida.

El archipiélago de Svalbard, lugar donde se tomó la imagen, señala la población de estos osos polares es estable, sin embargo Langenberger declara que las hembras y cachorros son los más afectados por el calentamiento global, además, expresa que a pesar de haber visto a osos en buen estado de salud ha encontrado con ejemplares desnutridos y otros tantos muertos.

Kerstin, concluye la publicación con un llamado para generar acciones que hagan el cambio, “quizá no podamos salvar a esta osa, pero cada pequeña acción que hagamos para cambiar será un paso en la dirección correcta”.

Tal ha sido el impacto de la imagen que hasta el momento ha sido compartida más de 24 mil veces.

Con inforemación de 24 horas