IMPRESO | RADIO | TELEVISIÓN

Morelia, Michoacán a 24 de marzo de 2017
Morelia
Compra
Venta
USD

18.13

18.90

Foto: Agencias. El payaso se ha convertido en un tema de terror entre los estudiantes.

Payasos siniestros, de la psicosis a la “cacería”

12 de octubre, 2016

El Universal/La Voz de Michoacán

Ciudad de México.- La “advertencia” llegó a Facebook: “¡vamos a cazar payasos!”, “si ven a uno a medianoche no duden en llamar a la resistencia, no están solos”, reacción que se ha registrado en redes sociales durante los últimos días luego de que en varias ciudades del país se reportó la presencia de payasos siniestros, que han atemorizado a la población.

La gente, principalmente en redes sociales, ha denunciado que estos personajes aparecen especialmente a la medianoche; algunos portando hachas y otras armas blancas.

En medio de esta sicosis comenzaron a surgir páginas en Facebook que convocan a “cazar payasos”. Aparecen con leyendas como “Basta de bromas, vamos a cazar payasos”, “la idea es agarrar o cazar a los payasos que salen en la noche (bromistas)” y “basta de juegos, que le paren a su desmadre”.

Dichas páginas tienen registro en Michoacán, Veracruz, Querétaro, Nuevo León, Estado de México, Oaxaca y la Ciudad de México.

La gente no sabe si se trata de una broma, pero el miedo llegó también al gremio de los payasos. “De algo vamos a morir, pero que no sea por esta cacería”, escribió Tito Tito Capotito, un payaso oaxaqueño preocupado por el temor que se ha generado.
“Estoy consciente de que de algo vamos a morir, pero que no sea por esa cacería que dicen que hay. Antes que nada yo confío en Dios, pero es preocupante la situación. Ya hay mucha sicosis”, agregó.

La creación de la página de Facebook “Cacería de payasos en Oaxaca” ha generado malestar entre el gremio en dicho estado, que aglutina unos 300 payasos. “En verdad estamos preocupados; yo siempre hago público por Face, por Whatsapp, dónde voy a ir a animar, para que sepan dónde ando, pero es necesario detener esa sicosis”, dice el payaso altruista, cuyo nombre real es Héctor Ruiz, dirigente de la organización “Grupo Social Recuperando Valores y Transformando a la Sociedad”.

El origen, ¿broma o realidad? Las denuncias sobre la presunta presencia de personas que se disfrazan de payasos “diabólicos” surgieron en México tras casos recientes reportados en Estados Unidos.

En ese país, ciudadanos alertaron que las personas se disfrazaban de payasos para atraer a menores hacia el bosque; los invitaban a cambio de dulces o dinero.

Usuarios de redes sociales han señalado que podría tratarse de una estrategia de promoción de la nueva versión de la película “It”, que se encuentra en proceso de grabación. Sin embargo, los casos han ido en aumento tanto en Estados Unidos como en México en vísperas de la celebración de Halloween, creando temor entre los pobladores.

En la República Mexicana se han denunciado casos, la mayoría no confirmados, en estados como Baja California, Aguascalientes, San Luis Potosí y Yucatán, entre otros.

El payaso con hacha. En Mexicali, Baja California, un joven de 15 años de edad, con una máscara de payaso y un hacha en mano, fue detenido por policías municipales tras varios reportes de que asustaba a la comunidad.

La Dirección de Seguridad Pública informó que los hechos ocurrieron en el fraccionamiento Valle de Puebla.

El joven, identificado como Víctor “N”, intentó escapar pero fue detenido rápidamente; ahora enfrenta cargos por portación de arma.

En San Luis Potosí, la Procuraduría busca a un hombre disfrazado de payaso que el pasado viernes atacó a balazos a un taxista en la colonia Valle Dorado, en Ciudad Valles.

La víctima resultó con lesiones en la espalda producidas por proyectil de arma de fuego.

Ante el Ministerio Público, el taxista narró que al circular de madrugada cerca de un puente observó que le hacían señas con la luz de una lámpara, por lo que disminuyó la velocidad al creer que se trataba de un elemento de Tránsito, pero se encontró con un hombre disfrazado de payaso, quien le disparó en varias ocasiones.

El hombre dijo que siguió su marcha y más adelante fue auxiliado por paramédicos de la Cruz Roja, por las lesiones, además se le subió la presión por el susto.

En otros estados usuarios de redes sociales han alertado sobre la presencia de estos personajes, pero las autoridades han señalado que no hay denuncias, por lo que piden a la población que no se alarme.

En Mérida, la presencia de un supuesto “payaso diabólico” ha propiciado que la población realice llamadas de emergencia a la Secretaría de Seguridad Pública (SSP).

Dicen que no saben si se trata de una broma de mal gusto o de algún asaltante que pretende asustarlos.
Ante dicha situación, la SSP emitió un comunicado para pedir a la gente que no se alarme, pues formalmente no tiene
conocimiento.

En Aguascalientes, en redes se difundió que la madrugada del miércoles fue visto el “payaso maldito” en varias zonas de la ciudad, como la Expo Plaza y la avenida Gómez Morín.

El payaso se ha convertido en un tema de terror entre los estudiantes. “El Día de muertos que no se aparezca porque me muero”, dijo Pepe Rodríguez, alumno universitario.

En Fresnillo, Zacatecas, también surgió un mensaje en redes sociales donde presuntamente se alertaba sobre la presencia el fin de semana de la llegada y recorrido de los “payasos diabólicos” procedentes de Estados Unidos. Sin embargo, Marco Vargas Duarte, vocero de Seguridad del gobierno estatal, aclaró que nunca ocurrieron tales hechos, por tanto consideró que se han utilizado las redes sociales para infundir temor con este tema.

Por el mismo medio, usuarios han señalado que autoridades municipales exhortaron a la población a no vestirse de payasos durante el Día de Muertos, para evitar sicosis.

En Chiapas, un joven vestido de payaso colgó un video en redes sociales, como un reto, para asustar a la población de Tuxtla Gutiérrez. Hasta ahora, la Policía no ha informado dónde fue filmado el video o las acciones que realizará por el hecho. En el video, el joven ve como un reto vestirse de payaso y salir a las calles a espantar a los transeúntes.

Comparte la nota

Publica un comentario