IMPRESO | RADIO | TELEVISIÓN

Morelia, Michoacán a 25 de marzo de 2017
Morelia
Compra
Venta
USD

18.13

18.90

Foto: Agencias. La panista guarda artillería contra sus compañeros panistas aspirantes presidenciales, pero deja abierta la puerta para que la elección del abanderado no sea sólo con panistas.

Soy un peligro para López Obrador: Zavala

4 de julio, 2016

El Universal/La Voz de Michoacán

Ciudad de México.- Durante las campañas para las 12 gubernaturas Margarita Zavala iba de un estado a otro. Menos a Puebla, donde gobierna uno de sus principales adversarios internos, Rafael Moreno Valle.

Hoy, por vez primera, determina que buscará la candidatura presidencial con las siglas de Acción Nacional, y arremete contra Andrés Manuel López Obrador: “Sabe que soy un peligro para él”, polvo de los lodos de 2006 cuando su esposo, Felipe Calderón, compitió con el tabasqueño y el sector empresarial hizo famosa la frase “AMLO es un peligro para México”.

La panista guarda artillería contra sus compañeros panistas aspirantes presidenciales, pero deja abierta la puerta para que la elección del abanderado no sea sólo con panistas. Eso sí, advierte que para que no les coman el mandado, “entre más pronto, es mejor” que comience el proceso interno.

¿Cuál es su lectura de los resultados electorales del 5 de junio?
—El PRI va de salida. La gente no quiere al PRI y para eso se tuvo que vencer lo de siempre, el dinero de los gobiernos, el aparato, la compra de votos, amenazas, pero nada les salió, digamos que ni las encuestas. La segunda es que los ciudadanos decidieron que pasara algo, entonces se abre claramente una alternativa que coloca al PAN en un vehículo que escogieron con la posibilidad de buscar o lograr la alternancia en 2018, para eso estoy lista.

¿Quién ganó y quién perdió?
—Los resultados son congruentes con lo que quiere la ciudadanía en una democracia, ganamos todos. Incluso los que en términos de partido pudieran perder. Ganan los ciudadanos porque frente al gobernante la sociedad dijo: “Sí puede pasar algo” y hagas todo lo que tengas qué hacer, puede pasar algo. Gana el PAN y por eso sí quedamos todos contentos y por eso nos da una fuerza especial todos en Acción Nacional, porque no es exactamente que se devuelva la confianza en sí a los partidos políticos, pero el PAN es un vehículo y con él podemos hacer la alternancia. Tampoco hay cheques en blanco ni adhesiones ni contratos de promesa ni mucho menos, pero ahí están los ciudadanos que decidieron por nosotros.

Le veo una gran sonrisa cuando dice “ganó el PAN”, ¿ganó Ricardo Anaya, se catapultó?
—Gana Ricardo Anaya, gana Margarita Zavala, ganamos todos. Ganamos también como opción y eso es fundamental porque para el PAN la democracia y la participación a través del voto fueron postulados que dieron lugar a la transición. Gana el PAN porque también se hace un recuerdo de los gobiernos, no sólo federales sino también locales y en ese sentido nos da muchísima más seguridad. Así es que…

Pero eso hace de Anaya un adversario más fuerte para usted…
—Eso hace a Ricardo Anaya un jefe nacional que le va a permitir dirigir al partido y entre todos vamos a buscar la mejor combinación, estoy segura, para ganar en 2018.

¿No lo ve como adversario?
—Yo no puedo ver como adversario a mi jefe nacional.

Esa es una respuesta políticamente correcta…
—No, no es políticamente correcta, es que el jefe nacional es el jefe nacional y es un tema hasta de tradición; es quien dirige los procesos, ya en su momento no puede ser juez y parte, pero yo no puedo verlo como juez y parte sino como jefe nacional. No nos podemos desconcentrar todos.

¿Habrá unidad si Anaya se lanza como candidato presidencial?
—Pues depende de las claridades, los pisos, de muchas cosas. Pero estoy segura que llegaremos a acuerdos.

A Rafael Moreno Valle no lo mencionó dentro de los ganadores…
—No, sí ganó, y ganó una elección que era previsible que se ganara. Cuando Manlio Fabio Beltrones avisó que iban a ganar 11 suponía que Puebla se perdía para ellos, entonces realmente la hazaña se hace a través de las otras que en términos de encuestas quizá no se esperaban… yo fui a las campañas y la ciudadanía estaba dispuesta…

Menos a Puebla…
—Uno tiene que ir decidiendo cuáles son las que estratégicamente hay que asistir o las que en un momento dado hay que empujar todos juntos…

Y también uno va a donde lo invitan, ¿no?
—También, pero también se invita de acuerdo con estrategias. Tampoco me voy a dejar que nos desunan esas cosas y mucho menos la victoria.

¿Ve a Rafael Moreno Valle como un adversario peligroso, potente?
—Lo veo como un compañero de partido que todavía está decidiendo desde su gobierno cuándo va a empezar. Yo a los adversarios dentro del PAN no los veo peligrosos, los veo como adversarios, nada más.

En lo interno, ¿cuál es el modelo para elegir candidato presidencial que más le acomoda o con el que más se identifica?
—No se trata de cómo me acomodo más o quién se acomoda más con tal o cual modelo, sino por una serie de condiciones que le permitan al PAN transitar debidamente y que tendrá que ir resolviendo en su momento; espero que las definiciones sean más claras, aunque hay procesos que tienen que apegarse no sólo a nuestros estatutos sino a las leyes electorales. Pero el PRI no se va a esperar, se está reagrupando, está haciendo lo necesario. Andrés Manuel lleva como dos siglos en campaña, sabe muy bien que hay que ser persistente, lo es, lo conozco muy bien y yo tampoco me voy a esperar, el PAN tampoco puede esperarse mucho. Cuando nos hemos esperado en el PAN los resultados no han sido tan buenos.

¿No está casada con un modelo único para el candidato del PAN?
—No, porque el tema no es el modelo, sino las condiciones equitativas del propio proceso y cómo se procesan. Este año todas las designaciones de candidato a gobernador fueron vía designaciones, no se usaron padrones internos y eso no quita lo democrático. A mí me parece que parte de la combinación es cómo se hacen los procesos internos, cómo se desarrollan, cómo se van removiendo o limpiando las heridas y al mismo tiempo concentrando en lo que es una fuerte elección en donde el partido tuvo que estar unido en los estados. Esa combinación es la que se gana, es la que hay que buscar, nunca olvidarnos que los partidos políticos, el PAN sobre todo, tiene que mirar a los ciudadanos como en 2016. En el PAN todos sabemos que no nos bastamos a nosotros mismos.

¿Cuándo debe definir el PAN su candidato presidencial?
—Entre más pronto, mejor.

Que no los agarren dormidos, porque no es positivo elegir candidato al cuarto para las 12, ¿no?
—No, no podemos esperar ni por los tiempos y porque este país también merece que salgamos a escuchar a los ciudadanos con el mayor tiempo posible y con la mayor claridad posible.

¿Si pierde, aceptará el resultado?
—Yo siempre creo en la democracia. Me parece que los que ganen que ganen y que pierdan los que pierdan. El tema son las condiciones y sobre éstas se aceptan.

¿Es irreductible que usted sea candidata? Para ponerlo en palabras que usted conoce: ¿va a ser candidata “haiga” sido como “haiga” sido, incluso independiente?
—Mi apuesta está en el partido que conozco cuando ha ganado el PAN por sus propuestas, sus candidatos y su unidad: esa combinación es a la que apuesto y la he visto hacerse y la podemos lograr. Estoy lista.

Comparte la nota

Publica un comentario