Foto: Internet.Reinicia juicio por robo de documentos en el Vaticano.

No podemos ser corruptos: papa Francisco

8 de febrero, 2016

admin/La Voz de Michoacán

Señalamientos sobre presuntos actos inmorales entre sacerdotes, lavado de dinero y enriquecimiento son algunos de los actos de corrupción que en repetidas ocasiones ha enfrentado la Iglesia Católica. De acuerdo a la Agencia EFE, el sumo pontífice dijo que el pecador se reconoce como tal, y por eso recibe el perdón de Dios todas las veces que lo necesite, sin límites, en cambio, el hipócrita se finge justo y con eso provoca escándalo y “Jesús dijo ‘Ay de quien cause escándalo. No habla de pecado sino de escándalo, que es otra cosa”.

El Santo Padre reconoció que “pecadores lo somos todos, pero en cambio no podemos ser corruptos” porque el corrupto intenta engañar, y donde hay engaño no está el Espíritu de Dios. Esta es la diferencia entre el pecador y el corrupto”. Añadió que “un cristiano que presume de ser cristiano pero no vive como cristiano, es un corrupto. Todos conocemos alguno así; los cristianos corruptos, los sacerdotes corruptos, hacen mucho daño a la Iglesia”. En realidad son “una podredumbre blanqueada.

Eso es la vida del corrupto. Y Jesús no les llamaba ‘pecadores’ sino ‘hipócritas’. Mientras que a los pecadores, no se cansaba de perdonarles”. En Junio de 2013, el papa reconoció que en el Vaticano estuvo presente el llamado ‘lobby gay’, un grupo homosexual; en aquél momento expuso que “en la Curia”, había gente santa, “pero también hay una corriente de corrupción”.

El papa Francisco señaló que “la doble vida de un cristiano hace mucho daño, mucho daño”; y todavía más cuando se utiliza hipócritamente la religión para “blanquear” la injusticia o los actos de corrupción.

‘Escándalos, porque no hay una relación viva con Dios’

De acuerdo a la Agencia Católica ACI, durante la misa del 11 de noviembre de 2013, en la capilla de la Casa Santa Marta, el jerarca de la Iglesia Católica dijo que los escándalos en la Iglesia ocurren porque no hay una relación viva conDios y con su Palabra y de esta forma, los sacerdotes corruptos, “en vez de dar el pan de la vida, dan comida envenenada al santo pueblo de Dios”, ha declarado el papa Francisco.

“Cuando los sacerdotes son corruptos, los que sufren son los fieles, pobre gente, no damos de comer el pan de la vida; no damos de comer la verdad. Y hasta damos de comer comida envenenada, tantas veces”. Durante la homilía el papa narró la derrota de los israelitas por obra de los filisteos, “el pueblo de Dios en aquella época había abandonado al Señor. Se decía que la Palabra de Dios era ‘rara’ en aquel tiempo.

El viejo sacerdote Elí era un tibio y sus hijos corruptos, asustaban al pueblo y lo golpeaban. Los israelitas para combatir contra los filisteos utilizan el arca de la alianza, pero como una cosa mágica, una cosa externa. Y son derrotados, el arca es tomada por los enemigos.

No hay verdadera fe en Dios, en su presencia real en la vida”. En esa ocasión dijo que el pasaje de la Escritura hace pensar “en cómo es nuestra relación con Dios, con la Palabra de Dios: ¿es una relación formal? ¿Es una relación lejana? La Palabra de Dios entra en nuestro corazón, cambia nuestro corazón, tiene este poder o no, es una relación formal, ¿todo bien? Pero el corazón está cerrado a aquella Palabra Y nos lleva a pensar en tantas cosas de la Iglesia, en tantas derrotas del pueblo de Dios simplemente porque no siente al Señor, no busca al Señor, ¡no se deja buscar por el Señor! Y luego después de la tragedia, la oración: ‘Pero, Señor, ¿qué ha pasado? Nos haces el escarnio de nuestros vecinos, todos en derredor se burlan y se ríen. Servimos de escarmiento a las naciones, y los pueblos menean la cabeza”.

Para más información consulta la edición impresa del 08 de febrero del 2016.

Comparte la nota

Publica un comentario