Limpian las esculturas de Reforma

“Para el procedimiento de limpieza se usa vapor de agua y cepillos; sin embargo, los colores más difíciles de retirar es el negro y el rojo”, dice.

Foto: El universal

El Universal/La Voz de Michoacán

México.  “La primera etapa es de limpieza, que es tratar de quitar todos los grafitis que tiene cada escultura. Lo que hicieron en sexenios pasados fue poner lechadas de cemento para cubrir los grafitis que lo único que formaron fue una especie de sándwich”, explica Yareni Molina.

La restauradora comenta que han encontrado que las pintas fueron hechas con aerosol, papel, crayones o plumones, pero también han encontrado presencia de otros materiales como cemento y chicles.

PUBLICIDAD

“Para el procedimiento de limpieza se usa vapor de agua y cepillos; sin embargo, los colores más difíciles de retirar es el negro y el rojo”, dice.

Molina señala que cada escultura es diferente, tanto por sus materiales como por los daños; sin embargo, cada una requiere trabajos de entre dos y cuatro días, aunque hay casos que han requerido una semana.

PUBLICIDAD

“El llamado a la sociedad es a respetar nuestros monumentos. Estamos en momentos en los que se tienen que escuchar algunas causas, pero hacer pintas no es la mejor manera, porque el daño queda de forma permanente”, comenta.