La nueva vida de Jackson Martínez: de fiasco en el Atleti a cantante religioso

Pese a que su música es religiosa y sus letras hablan de Dios, las canciones tienen un ritmo que se acercan al reggaeton y a otros estilos urbanos y latinos

Foto: Twitter

Agencias / La Voz de Michoacán

México. Los aficionados del Atleti recuerdan bien a Jackson Martínez, aunque no precisamente porque tuviera un paso brillante por el conjunto colchonero. El club madrileño pagó 37 millones de euros al Oporto en el verano de 2015 y acabó vendiéndolo seis meses más tarde al Guangzhou Evergrande chino después de que solo anotara tres goles con la elástica rojiblanca. Al menos, fue un buen negocio, ya que lo traspasó por 42 kilos, 7 más de lo que había costado.

El delantero colombiano nunca recuperó su nivel y actualmente se encuentra sin equipo, por lo que está centrado en su nueva faceta como cantante religioso y predicador. En su canal de Youtube, con algo más de 11.000 suscriptores, pueden escucharse y verse los videoclips de algunos de sus temas. “Oh, Cristo. Vengo a ti en mi indigna condición. Escucha hoy mi clamor”, dice la letra de ‘Tal Cual Estoy’.

En una entrevista concedida a ‘Noticias Vamos’ ha hablado de su nueva vida. “Mi música la definiría como una música centrada en compartir la palabra de Dios”, cuenta y explica cuándo dio el paso de cambiar el fútbol por los micrófonos. “En un momento crítico de mi carrera, cuando tengo dos cirugías. Eso provocó que yo alargase por dos años estar fuera de la cancha sin competir y en ese tiempo yo me dediqué un poco más a escribir y tomé la decisión de lanzar un álbum”.

PUBLICIDAD

Su primer disco, titulado ‘No temeré’, salió en 2018 e incluía su canción más conocida y con más reproducciones en YouTube, ‘Bendíceme’. “Caminé solo hasta que lo conocí. Un día me cansé de vivir así. Me buscó, lo encontré, lo oscuro lo dejé. Su luz en mi vida acepté, la batalla junto a Dios la gané”, dice la letra en su inicio.

Pese a que su música es religiosa y sus letras hablan de Dios, las canciones tienen un ritmo que se acercan al reggaeton y a otros estilos urbanos y latinos. Su último tema, que ha lanzado este mes de octubre se llama ‘Escucha’. “Aleja tu mente de lo que entretiene que no permite que a Dios tú te entregues. Escucha su voz, no la ignores”, dice parte de la canción.

PUBLICIDAD

En la entrevista que ha concedido a ‘Noticias Vamos’ también ha hablado de su paso por el Atlético de Madrid, donde no tuvo demasiada suerte, agradeciendo el apoyo que le dieron jugadores como Juanfran y Godín y negando cualquier problema con Simeone. “No tuve ningún problema. Le comenté que me diera partidos y yo iba a responder. Las cosas no salieron como a todos nos hubiera gustado. No tuve la oportunidad de demostrar durante un tiempo más largo lo que podría haber hecho como jugador”, reconoce.

Tras comenzar su carrera en el Independiente de Medellín de su país y triunfar en México con Jaguares de Chiapas, el Oporto le dio la oportunidad de jugar en Europa. En Portugal despuntó definitivamente consagrándose como uno de los mejores goleadores del Viejo Continente. En tres temporadas, anotó 94 tantos llamando la atención de los grandes clubes.

Jackson anota un gol con el Oporto al Bayern de Múnich en un partido de la Champions de la temporada 2014-15. (Foto: Miguel Riopa / AFP / Getty Images).
Jackson anota un gol con el Oporto al Bayern de Múnich en un partido de la Champions de la temporada 2014-15. (Foto: Miguel Riopa / AFP / Getty Images).

Como decíamos, fue el Atlético de Madrid el que se hizo con los servicios del colombiano, pero sorprendentemente seis meses después fue vendido al fútbol chino. “Me hubiera gustado quedarme, pero hay cosas que en los clubes no controlas. Mientras que yo no vea que las personas implicadas den una explicación que sea mentira, yo no voy a dar detalles minuciosos. Hablar de eso no lo veo necesario”, dice ahora sobre aquel traspaso.

Jackson celebra uno de los tres goles que marcó con el Atlético de Madrid. (Foto: Gerard Julilen / AFP / Getty Images).
Jackson celebra uno de los tres goles que marcó con el Atlético de Madrid. (Foto: Gerard Julilen / AFP / Getty Images).

Su experiencia asiática duró dos temporadas y media y, aunque empezó bien, estuvo marcada por continuas lesiones de tobillo que le tuvieron prácticamente dos años lejos de los terrenos de juego. A mediados de 2018, rescindió su contrato con el Guangzhou Evergrande.

Jackson Martínez durante su estancia en el Guangzhou Evergrande de China. (Foto: Visual China Group / Getty Images).
Jackson Martínez durante su estancia en el Guangzhou Evergrande de China. (Foto: Visual China Group / Getty Images).

En la temporada 2018-19 regresó al fútbol portugués de la mano del Portimonense. En su primera campaña se mantuvo a un nivel aceptable, pero en la siguiente volvieron a aparecer los problemas de tobillo y acabó rescindiendo su contrato en agosto de 2020. Su idea inicial era volver a su país para jugar de nuevo en Independiente de Medellín, pero por el momento sigue sin equipo y centrado en su faceta como cantante religioso.

Jackson Martínez con la camiseta del Portimonense. (Foto: Carlos Rodrigues / Getty Images).
Jackson Martínez con la camiseta del Portimonense. (Foto: Carlos Rodrigues / Getty Images).

Durante los mejores años de su carrera, Jackson Martínez también llegó a ser un jugador importante en la selección colombiana, con la que marcó 10 goles en 40 partidos y disputó la Copa América de 2013 y 2015 y el Mundial de 2014.

Jackson Martínez durante el partido de octavos de final del Mundial de 2014 entre Colombia y Uruguay. (Foto: Luis Acosta / AFP / Getty Images).
Jackson Martínez durante el partido de octavos de final del Mundial de 2014 entre Colombia y Uruguay. (Foto: Luis Acosta / AFP / Getty Images)