“El gasto de gobierno, aunque llegue, no va a ser suficiente para poder mantener la economía de pie”

Guzmán Díaz lamentó que hoy en día aún no exista un programa integral para el rescate de estos negocios a nivel nacional.

Foto: La Voz de Michoacán.

La Voz de Michoacán ha hecho un ejercicio que te acercará a los especialistas, quienes hablarán sobre este tema, y los efectos colaterales que debes tomar en cuenta en estos tiempos de convulsión, producto de la contingencia sanitaria.

SÉPTIMA PARTE DE UNA SERIE

Jorge Manzo/La Voz de Michoacán

PUBLICIDAD

Morelia, Michoacán. El gobierno de México debe postergar las declaraciones de impuestos anuales, en medio de la crisis que está golpeando a todos los sectores de la sociedad, clamó el fiscalista Alberto Guzmán Díaz, quien se pronunció preocupado por la fecha que vence el 17 de abril, pues de no pagar las respectivas contribuciones, estarán en posibilidades de recibir una sanción de parte de las autoridades fiscales, y hasta ahora no se descartan multas.

La contingencia sanitaria por el COVID-19 no ha sensibilizado hasta el momento a las autoridades fiscales de México para que aligeren la presión a los empresarios pequeños y grandes, pese a que la iniciativa privada es la que se encarga de mover el 80 por ciento de la economía mundial, puesto que sólo el 20 por ciento se resuelve por el gasto público. “El gasto de gobierno, aunque llegue, no va a ser suficiente para poder mantener la economía de pie”, advirtió.

PUBLICIDAD

Pidió apoyo y estímulos fiscales, como ya está ocurriendo en otros países, por lo que espera que el gobierno de Andrés Manuel López Obrador adopte una de estas medidas que permitan que las empresas tengan más tiempo para el pago de sus contribuciones, y que puedan concentrarse en cómo mantenerse de pie pagando la nómina de sus trabajadores. “Se esperaría que, en el mediano plazo, sabemos que viene un anuncio, pudiera darse un anuncio de estas dimensiones”.

El especialista en temas contables y financieros advirtió que la crisis que dejará la parálisis económica por el coronavirus vislumbra un porcentaje alto de negocios que puedan llegar a enfrentar problemas que podrían derivar en el cierre. “Tras la publicación de los negocios que se considera realizan actividades esenciales, y los que no, estos últimos son más. En esta cantidad de negocios ubicamos a pequeñas y medianas empresas, y son negocios que no fácilmente tienen acceso a créditos o apoyos para salir de esta contingencia”.

“Estos negocios, según estudios internacionales, advierten que después de un mes cerrado o que no tenga flujo de efectivo, tiene posibilidades cercanas y reales de cerrar. Entonces, en la medida de que se extienda este periodo de contingencia, puede ser muy grave para los pequeños y medianos empresarios si no se tienen apoyos o medidas contingencias que puedan ayudar a que no cierren”, dijo el especialista, quien abogó por que volteen su mirada hacia ellos, y se agilicen mecanismos de apoyo que eviten el colapso.

Afirmó que existe la creencia de que las empresas más vistas o más grandes o de escala, son las que mantienen la economía, pero no es así, esas empresas grandes son importantes, pero lo que realmente está generando empleos y propiciando el circulante son las pequeñas y medianas. “El 50 por ciento de los trabajos en todo México son de trabajos de pequeños negocios como taquerías, juguerías, talleres mecánicos. Estos negocios, cuando uno pasa por las calles, tal vez no los ves importantes porque dan tres o cuatro empleos, pero en la suma, es que generan ese movimiento laboral”.

Guzmán Díaz lamentó que hoy en día aún no exista un programa integral para el rescate de estos negocios a nivel nacional. Pidió que también se hagan las gestiones para diferir el pago de las cuotas en el Infonavit y en el Seguro Social, a fin de que no asfixien a los negocios. Reconoció el esfuerzo que hizo el gobierno del Estado de perdonar impuestos de la nómina y sobre el hospedaje, que aliviarán a los negocios beneficiados.

 ALBERTO GUZMÁN DÍAZ, FISCALISTA

“En materia económica hay que tener en cuenta que estas medidas sanitarias van a tener alguna consecuencia y las empresas deben estar preparadas”

CONSEJOS

  • Ante la crisis financiera que ya comienza a dejar secuelas, es importante reducir precios y sacrificar algo de utilidad logrando reducir inventarios y dándole flujo a la empresa. Buscar nuevos mercados o clientes que ante las condiciones actuales puedan dirigirse hacia nosotros.
  • Se debe innovar en productos, sus características y condiciones de venta dándole accesibilidad a nuestros clientes y permitiendo ampliar la base de los mismos, a fin de que haya movilidad de recursos y no se estanquen frente a la falta de liquidez que pegará a pequeños y a grandes empresarios.
  • Es importante reducir gasto corriente, dejando para lo último el recorte de personal. Es fundamental que se reduzcan los costos de energía eléctrica y de telefonía, así como de gastos de viáticos –que no comprometan la movilidad de mercancías y reduzcan ganancias-.

MITOS

  • ¿Es el coronavirus especialmente dañino para las mujeres embarazadas?

En resumen: todavía no hay suficientes datos, considerando que este coronavirus acaba de surgir en humanos hace unos meses.

  • ¿Pueden los niños contraer el coronavirus?

Si bien la mayoría de los casos confirmados del virus se produjeron en adultos, los niños también se infectaron.

  • ¿Debo ir a trabajar?

Si puedes, debes quedarte en casa del trabajo cuando estés enfermo, ya sea que tengas coronavirus o no.

Muchas compañías son cada vez más flexibles con políticas de trabajo desde casa. Si tu empresa permite que los empleados trabajen desde su casa, considéralo. Algunas empresas han obligado a trabajar desde casa.