Una adolescente británica grabó a su tío haciéndole cosquillas en una cama semanas antes de que la violara, matara y quemara su cuerpo

Según la Fiscalía, el cuerpo de Louise Smith, hallado 13 días después de su muerte, mostraba signos de «violencia extrema y violación».

Foto: Twetter

Agencias / La Voz de Michoacán

Inglaterra. Este lunes empezó en la Corte de la Corona de Winchester el juicio contra Shane Mays, residente en la ciudad británica de Havant, acusado de haber asesinado a Louise Smith, de 16 años. Pese a que en el primer día del juicio el acusado se confesó culpable de haber matado a la menor, niega que la asesinara intencionalmente. El juicio continúa.

Los hechos tuvieron lugar el 21 de mayo, cuando Mays acompañó a la menor, que era sobrina de su esposa, en un paseo por un bosque. Habiéndose distanciado unos 2 kilómetros de la casa, la mató y prendió fuego al cuerpo, según reconoció.

PUBLICIDAD

El cadáver fue hallado 13 días después. Según la declaración del fiscal James Newton-Price, citado por Daily Mail, su cuerpo "estaba tan quemado y dañado por el fuego que era irreconocible". Además, mostraba signos de "violencia extrema y violación".

"Los huesos y la estructura de su rostro estaban destrozados. Su mandíbula estaba completamente separada del cráneo. […] Su cuerpo también había sido penetrado de una manera terrible [...] hay motivos para creer que parte de la motivación de su asesinato fue sexual", indicó Newton-Price.

PUBLICIDAD

El fiscal señaló que la versión de una motivación sexual del asesinato se corrobora por el testimonio del novio de Louise, que presuntamente vio cómo Mays flirteaba con la adolescente unas semanas antes del crimen. Además, le fue mostrada al jurado una grabación, hecha por la propia menor, en la que su tío le hace cosquillas en los pies en una cama.