Próxima semana entra en vigor prohibición de plásticos en Morelia; comerciantes apoyan medida

Comerciantes coinciden en que la medida es buena, pero también en que es necesaria sensibilización de los compradores, pues algunos se molestan al no recibir bolsas

Foto: Pixabay.

Arturo Molina / La Voz de Michoacán

Morelia, Michoacán. Este 22 de enero entra en vigor la nueva reglamentación de Morelia con la que se prohíbe el uso de bolsas y recipientes de plástico u otros materiales no biodegradables en establecimientos comerciales.

La reforma para prohibir el uso de bolsas y contenedores de plástico en establecimientos mercantiles e industriales fue aprobada por el pleno del Cabildo de Morelia en junio de 2019 y, antes de su aplicación formal, se marcó un “periodo de gracia” de seis meses a partir de su publicación en el Diario Oficial de la Federación (DOF), mismo periodo que sería aprovechado por diversas instancias municipales para informar y crear conciencia sobre esta nueva política.

PUBLICIDAD

En diciembre pasado, las autoridades municipales informaron que el 100 por ciento de los locatarios del centro histórico ya había recibido capacitación para poder llevar a cabo la transición hacia materiales biodegradables en sus comercios.

También se advirtió que, a partir del 22 de enero, el Ayuntamiento de Morelia “contará con la facultad para aplicar multas, de entre 10 y hasta 200 Unidades de Medida de Actualización (UMA), conforme a la gravedad de la falta, a los establecimientos mercantiles que no cumplan con las modificaciones señaladas, ocho para los de venta de alimentos y hasta diez para comercios en general”. El UMA tiene actualmente una equivalencia de 86.88 por unidad.

PUBLICIDAD

La cifra de hasta 200 UMA se traduce en multas por encima de los 17 mil pesos, aunque otras fuentes indican que las penalizaciones llegarían hasta 400 UMA, es decir, un monto aproximado de 35 mil pesos.

Comerciantes apoyan la medida

Esta casa editorial visitó pequeñas tiendas de abarrotes en Morelia y los tenderos coincidieron en que es una buena medida para evitar el acumulamiento de basura y consideran que es poner un “grano de arena” para combatir el cambio climático.

A su vez, concordaron en que aún falta abundar más en la cultura de concientización en la población, pues señalaron que algunos consumidores llegan a molestarse e incluso a reclamar y dejar de comprar en sus negocios si no se les entrega una bolsa de plástico para sus productos.

Si bien tanto miembros del Cabildo de Morelia, como funcionarios del área de medio ambiente y manejo de residuos sólidos, coincidieron en que esta medida se hace necesaria ante el actual panorama de cambio climático, no se ha ofrecido una cifra oficial del impacto positivo de la nueva reglamentación, aunque se estima que reducirá el tránsito de basura que asciende hasta 80 y 100 toneladas generadas en el municipio todos los días.

Habrá tolerancia primeros días

El regidor Moisés Cardona Anguiano, quien encabezó esta iniciativa en el Cabildo de Morelia, explicó que, aun cuando ya se llevó a cabo una campaña informativa al respecto, no se aplicarán multas de manera determinante a partir de este 22 de enero, sino que el personal del ayuntamiento deberá dar un grado de tolerancia y hacer advertencias a los comerciantes antes de aplicar infracciones en caso de reincidencia.

“Primero se pasará para decirles que ya no pueden estar utilizando el plástico. Si se ve vuelve a reincidir, ya se pasará a las sanciones, que van desde las 5 UMA hasta las 400 UMA. Ahorita se está realizando todavía esta campaña en conjunto con el municipio, con el área de comunicación y un servidor que ha estado yendo a alguna escuela y algunos negocios”, explicaba el regidor Moisés Cardona, en entrevista a La Voz de Michoacán, en diciembre del año pasado.

Cuestionado sobre cuáles serían los sectores que tendrían mayor resistencia ante esta nueva reglamentación, contestó que en general se ha visto una buena apropiación de la medida, ya que mientras los pequeños comercios independientes comienzan a hacer sus previsiones, las grandes cadenas comerciales hacen lo propio como parte de campañas ambientales de carácter nacional, además de que se prevé que el mercado pueda ofrecer suficientes bolsas y recipientes biodegradables para cubrir la demanda.

“Hemos estado pasando a los establecimientos comerciales y a las tiendas departamentales de la ciudad, algunos establecimientos de autoservicio ya no manejan el plástico. Ha ido caminando, yo creo que ha tenido buen avance; las cadenas más grandes se han sumado en su iniciativa, las tiendas grandes de autoservicio ya se unieron. Cuando se aprobó la iniciativa, en días posteriores, tiendas grandes a nivel nacional también anunciaron que ya no iban a tener bolsas de plástico, sino que iban a manejar material biodegradable”.