Sin apoyo estatal ni federal, Salvador Escalante realiza Concurso de Cobre Martillado

Para apoyar a los artesanos en la crisis, el registro fue en línea y las piezas se recibieron bajo las normas sanitarias; todo lo aporta el Ayuntamiento

Foto, Angélica Ayala.

Angélica Ayala / La Voz de Michoacán

Salvador Escalante, Michoacán. La inauguración del 75 Concurso de Cobre Martillado no fue como en años atrás, no hubo empujones de los reporteros, ni la presencia de funcionarios estatales y federales, ni la gente formada afuera del Museo Nacional del Cobre, donde se encuentra la sala de venta y exhibición de las piezas participantes y ganadoras, para poder entrar. Por la situación de la pandemia por el coronavirus, sólo algunas de las autoridades municipales cortaron el listón inaugural y recorrieron el lugar.

Poco después del mediodía, el presidente municipal, Jesús Lucas, acompañado por algunos regidores y funcionarios locales, llegó para inaugurar el concurso artesanal, que es una de las actividades más importantes en el marco de la Feria Nacional del Cobre, misma que se suspendió por las disposiciones sanitarias para controlar los contagios del COVID-19; sin embargo, el concurso se realizó para incentivar a los artesanos cobreros ante la baja de ventas por la nula afluencia de turismo nacional y extranjero.

PUBLICIDAD
Foto, Angélica Ayala.

Una de las principales actividades económicas de Santa Clara del Cobre es la artesanal, misma que es única en el mundo en su tipo por la elaboración de piezas de cobre tradicionales y otras más vanguardistas, como son tinas de baño, lavabos o vasos de cobre, dependiendo la forma que se le dé al cobre se utilizan los conocimientos tradicionales o en su caso con la ayuda de máquinas como el torno o el martinete.

Las ventas para este sector de la población prácticamente se desplomaron por la falta de turismo tanto nacional como extranjero, al no ser un producto de primera necesidad, por lo que los artesanos cobreros empezaron a sufrir las consecuencias económicas por el COVID-19: “Sabemos que todos estamos pasando por una cuestión crítica en la economía, pero los más perjudicados son los artesanos, es por eso que se decidió realizar el Concurso de Cobre Martillado, para incentivar en algo su economía”, explicó el presidente municipal, Jesús Lucas Ángel.

PUBLICIDAD
Foto, Angélica Ayala.

De todo el municipio de Salvador Escalante, sólo en la cabecera municipal, Santa Clara del Cobre, trabajan el cobre en sus diversas técnicas, y se estima que aproximadamente son 300 los talleres familiares que continúan subsistiendo, ya que empresas cobreras más grandes o las laminadoras empezaron a contratar la mano de obra del artesano cobrero, dejando sus talleres artesanales para sumarse a estos negocios que incluso exportan los productos a otros países, como Estados Unidos y en algunos casos a Europa.

El 75 Concurso de Cobre Martillado no tuvo el apoyo el gobierno federal ni del estatal, quienes comúnmente participan con una aportación económica para la bolsa de premios, además compran los galardones para que sean donados al Museo Nacional del Cobre para su exposición, pero no fue así, sólo el Ayuntamiento aportó los recursos. “Tener finanzas sanas y ahorro nos permitió poder realizar el concurso, lamentablemente no contamos con el apoyo de ninguna dependencia federal ni estatal”, detalló el alcalde.

Foto, Angélica Ayala.

“Los artesanos cada año están esperando el concurso, decidimos no cancelarlo para poder incentivar a los artesanos en su economía, motivarlos a que sigan trabajando en sus piezas artesanales”, detalló Jesús Lucas, además de mencionar que, dependiendo la elaboración de las artesanías, se pueden tardar hasta un año en hacerlas, otros tardan menos, “pero cada pieza tiene un valor único e es inigualable”.

Después de cortar el listón inaugural, los funcionarios recorrieron la sala de exhibición y venta de las piezas del concurso. “En estos tiempos hay que adaptarnos, hay que seguir adelante, hay que buscar las estrategias para que los artesanos sigan vendiendo”, señaló el edil. Es así que, a través de la página www.feriadelcobre.gob, las personas pueden ingresar a la sala virtual, donde encontrarán cada una de la piezas participantes, la descripción, el costo y el nombre del artesano, así como la forma de venta.

Foto, Angélica Ayala.

El COVID-19 provocó que el Concurso de Cobre Martillado cambiara, ya que las inscripciones se realizaron por línea, la entrega de las piezas para el registro fue bajo un estricto control sanitario, ya que sólo se presentaba una persona portando cubrebocas y utilizando gel antibacterial, “de todos los participantes, te puedo decir que solamente unos 40 se presentaron a inscribirse personalmente, todos los demás fueron en línea”, mencionó el director de Turismo, Fernando Rueda.

Para concluir con la actividad, como ya es tradición, quien gane el galardón nacional tiene el compromiso de presentar la exhibición del majeo del tejo de cobre, misma que se realizó sin los flashes de las cámaras fotográficas, sin los camarógrafos que se acercaban para tener una mejor toma y sin las entrevistas de los reporteros a los artesanos.

Foto, Angélica Ayala.