Policías se movilizan en super de Morelia buscando a pequeño; lo encuentran en anaquel

Redacción/ La Voz de Michoacán   Morelia, Michoacán.  Tras el reporte de una madre desesperada porque no encontraba a su hijo en su supermercado de la ciudad de Morelia, elementos policiales se movilizaron, llevándose después de la búsqueda una sorpresa. PUBLICIDAD El pequeño de cuatro años de edad había desaparecido mientras ella realizaba las compras, …

Foto: Archivo. Un pequeño de cuatro años desapareció en un centro comercial, tras la búsqueda lo encuentran en un inesperado lugar del super.

Redacción/ La Voz de Michoacán

 

Morelia, Michoacán.  Tras el reporte de una madre desesperada porque no encontraba a su hijo en su supermercado de la ciudad de Morelia, elementos policiales se movilizaron, llevándose después de la búsqueda una sorpresa.

PUBLICIDAD

El pequeño de cuatro años de edad había desaparecido mientras ella realizaba las compras, lo que ocasionó que la mujer entrara en una crisis nerviosa.

Al recibir el reporte, la psicóloga del Centro de Atención a Víctimas, Anabel Ruvira, y su equipo, acudieron inmediatamente al lugar.

PUBLICIDAD

Al llegar, lo primero que hicieron fue brindarle atención de primeros auxilios psicológicos a la madre para que, una vez que se estabilizara, pudiera compartirles información sobre la apariencia física del menor.

Una vez que tuvieron los detalles que requerían, echaron a andar el protocolo de búsqueda.

El personal de seguridad ya había buscado al menor, pero no lo había encontrado, por lo que la madre dijo que probablemente se había salido del supermercado y se había dirigido a su kínder, lo que nos hizo enviar una unidad para que revisara si efectivamente estaba allá, pero tampoco" narró Ruvira.

No obstante, la Psicóloga y su compañero Jorge Cedeño, quienes coordinaron la búsqueda, optaron por revisar las cámaras hasta encontrar que el pequeño no había abandonado el supermercado, razón por la cual procedieron a realizar un recorrido minucioso por las instalaciones.

Luego de media hora de intensa búsqueda, las autoridades dieron con el menor. "Lo primero que logramos percibir fueron los zapatos del niño, quien había acomodado los papeles higiénicos de tal manera que le tapara todo el cuerpo", recuerda Ruvira, quien agregó que cuando el pequeño se despertó, corrió a los brazos de su madre y luego de que ella le explicara lo que había ocurrido, él confesó que le quiso jugar una broma escondiéndose, y que como ella nunca lo encontró, se quedó dormido.

Después del hallazgo, el menor fue trasladado al Centro de Atención a Víctimas, en el que se le realizó una valoración médica y se descartó que existiera alguna otra situación que atender.

Con información de El Universal.