En Panamá continúa la exhumación de víctimas de invasión estadounidense

La invasión que expulsó al dictador Manuel Antonio Noriega (1983-1989) mató a alrededor de 514 panameños, entre civiles y militares

Expertos forenses trabajan detrás de cintas policiales mientras exhuman los restos de víctimas de la invasión estadounidense de 1989 en Panamá en el cementerio Jardín de Paz en Panamá el martes 21 de enero de 2020. (AP Foto/Arnulfo Franco)

AP / La Voz de Michoacán

Panamá. Forenses y antropólogos comenzaron el martes a excavar en un cementerio capitalino donde fueron enterradas víctimas de la invasión militar de Estados Unidos a Panamá en 1989. El objetivo es exhumar restos con la finalidad de identificar a algunos y confirmar la identidad de otros.

Las labores del día incluyeron la marcación de las coordenadas, fijación de vistas fotográficas y la excavación de la primera fosa, dijo a la prensa Leticia Del Cid, de la Fiscalía Superior de Descarga de Homicidio y Femicidio del área Metropolitana.

PUBLICIDAD

Las autoridades judiciales dieron el aval para que se saquen 19 restos humanos enterrados en el cementerio Jardín de Paz luego de que una comisión establecida hace tres años para encontrar la verdad sobre los muertos y desaparecidos en la invasión documentase una veintena de casos pendientes por clarificar.

Expertos forenses trabajan en la exhumación de restos de algunas víctimas de la invasión estadounidense de 1989 en Panamá en el cementerio Jardín de Paz en Panamá el martes 21 de enero de 2020. (AP Foto/Arnulfo Franco)

Los restos que se exhumen se van a cotejar con pruebas de ADN de familiares de 14 casos documentados de desaparecidos en los que se ordenó la reapertura de una investigación.

PUBLICIDAD

Los trabajos comenzaron en la víspera con la colocación de unas cintas amarillas y medición del área donde los forenses harán las excavaciones. Los familiares, que asistieron a presenciar el proceso, esperan que se saquen los primeros restos a partir de hoy.

En el Jardín de Paz hay enterrados más de un centenar de muertos en la invasión que inicialmente fueron exhumados a pocos meses de esa operación porque habían sido tirados en bolsas en fosas comunes

La invasión que expulsó al dictador Manuel Antonio Noriega (1983-1989) mató a alrededor de 514 panameños, entre civiles y militares, según estimaciones oficiales. Por parte, de Estados Unidos se reportaron 23 soldados fallecidos.

Organismos de derechos humanos estiman que la cifra de víctimas panameñas podría ser mayor y eso fue en parte lo que llevó a que se estableciera la comisión.

Expertos forenses trabajan en la exhumación de restos de víctimas de la invasión estadounidense de 1989 en Panamá en el cementerio Jardín de Paz en Panamá el martes 21 de enero de 2020. (AP Foto/Arnulfo Franco)