Al sur de Florida ya se forma la tormenta tropical Sally; impactará a los estados sureños de Estados Unidos

Sally se mueve hacia el oeste a 11 kilómetros por hora y tiene marcada una trayectoria a través del Golfo, que podría alcanzar Alabama, Mississippi y Louisiana

Redacción / La Voz de Michoacán

Morelia, Michoacán. La tormenta tropical Sally se formó este sábado sobre el sur de Florida con vientos máximos de 65 kilómetros por hora, después de atravesar la península rumbo al Golfo de México con lluvias y marejadas peligrosas, mientras René se degradó en medio del Atlántico norte.

Sally se mueve hacia el oeste a cerca de 11 kilómetros por hora y tiene marcada una trayectoria a través del Golfo que podría alcanzar los estados sureños de Alabama, Mississippi y Louisiana, incluso con fuerza de huracán.

PUBLICIDAD

Esto sería a partir del lunes o martes de la semana que viene, de acuerdo con un gráfico de recorrido que ofrece el Centro Nacional de Huracanes estadounidense (NHC).

A su paso, la tormenta tropical deja acumulados de lluvia de hasta 20 centímetros en áreas metropolitanas del sur de Florida, incluyendo los Cayos, y pueden abarcar hasta la costa oeste que comprende el área de la Bahía de Tampa.

Los vientos fuertes de Sally comenzaron a sentirse en Miami a primera hora del sábado, incluso antes de que escalara a tormenta.

También el NHC avisa de la posible presencia de tornados, además de marejadas peligrosas para la vida a lo largo del costa centro-oeste de Florida y hasta el Panhandle (noroeste) de Florida.

El centro de Sally se encuentra a 60 kilómetros del poblado costero de Naples, Florida. Por otro lado, René, en mar abierto y casi equidistante entre las islas africanas de Cabo Verde y las de Sotavento del norte, en las Antillas Menores, se degradó a depresión tropical con vientos ahora de 55 kilómetros por hora.

René continuará perdiendo fuerza durante los próximos días según el gráfico de recorrido y sin afectar territorio alguno, algo que no parece cumplir su compañera de viaje Paulette.

Este último sistema podría arribar el lunes a las islas Bermudas convertido en huracán. La fuerza de sus vientos a las 18:00 GMT marcaron110 kilómetros por hora, indicó el NHC.

El observatorio estadounidense también monitorea dos sistemas todavía desorganizados en el Atlántico oriental pero con posibilidades de desarrollo.