Por ley, muertos por COVID-19 en Tabasco serán cremados, y sin velorio

La medida también aplica para personas que no sean del estado, cuyos cuerpos deberán ser cremados dentro de las primeras 12 horas antes de enviar los restos

Imagen ilustrativa tomada de internet.

Notimex / La Voz de Michoacán

Villahermosa, Tabasco. Las víctimas del COVID-19 en Tabasco serán cremadas a más tardar 12 horas después del deceso y no podrán velarse en sus casas, sino en funerarias y con poca gente, de acuerdo con un decreto publicado el fin de semana en el Periódico Oficial del Estado.

En el documento, la Secretaría de Salud estatal anuncia "las medidas que deberán aplicar los trabajadores sanitarios, así como cementerios, crematorios, funerarias y anfiteatros”.

PUBLICIDAD

Señala que el cadáver "deberá introducirse en una bolsa sanitaria con cierre hermético y plastificado, en la cual deberá ser colocada una ficha en el frente con los datos personales y una fotografía. Dicha acción deberá realizarse dentro de la propia habitación de aislamiento, la cual posteriormente deberá ser desinfectada”.

El personal de los hospitales que entregue el cuerpo “deberá contar con el uso de delantal de manga larga, guantes de nitrilo y protección facial para evitar salpicaduras de líquidos corporales del cadáver”, indica.

PUBLICIDAD

Menciona que no se pueden embalsamar ni hacer autopsias, salvo indicaciones en contrario de clínicas o autoridades.

Establece que los fallecidos por la pandemia no podrán ser enterrados, sino cremados, y tampoco se permitirá que familiares tengan contacto con el cadáver que deberá estar en un féretro sellado.

Indica que “el proceso de cremación deberá realizarse dentro de las primeras 12 horas del deceso”, y “evitarse una gran reunión en el crematorio, velatorio y en el lugar de entierro”.

Agrega que una vez cremado el cuerpo, “sólo se podrá permitir la velación en los velatorios de los servicios funerarios, donde también deberán tomarse medidas de distanciamiento social”, por lo que según el artículo 16 “no serán permitidos los velatorios en domicilios particulares”.

Asimismo, ante el fallecimiento de ciudadanos extranjeros por esta enfermedad “tampoco serán autorizados las salidas para traslados internacionales de los cuerpos, sino que estos también deberán ser cremados (en Tabasco)”.