Le debían dinero, lo secuestraron, lo mataron y exigieron dinero por empresario en Charo

El 30 de septiembre fue encontrado el cadáver del empresario.

Foto: Cortesía.

La Fiscalía General del Estado de Michoacán (FGE) obtuvo vinculación a proceso en contra de Carlos Q., por su posible relación en el delito de secuestro, cometido en agravio de un empresario.

De los hechos se desprende que, el pasado 24 de septiembre, Carlos Q., citó a la víctima para supuestamente pagarle una deuda, por lo que el 25 de ese mismo mes, se encontraron en el entronque de la localidad de Jaripeo, municipio de Charo, sitio en donde el imputado subió a una camioneta Toyota, tipo Hilux, color rojo, propiedad de la víctima; minutos después el investigado bajó con el pretexto de comprar un agua, momento en el que sus cómplices abordaron la unidad y amagaron al ofendido con armas de fuego.

Ocurrido lo anterior emprendieron la huida en el vehículo, mismo en el que se trasladaron hasta el kilómetro 224-500 de la carretera Morelia-Toluca, a la altura de la localidad de Zurumbeneo, sitio en donde descendieron de la camioneta junto con el agraviado, a quien abandonaron luego de ocasionarle heridas por disparo de arma de fuego.

Ese mismo día los familiares del agraviado recibieron llamadas telefónicas en las que exigieron una importante cantidad de dinero, y una vez que acordaron la suma para obtener la libertad del empresario los consanguíneos acudieron a una institución bancaria y realizaron diversos depósitos; sin embargo, los plagiarios continuaron realizando exigencias monetarias.

El 30 de septiembre, personal de la Unidad de Servicios Periciales y Escena del Crimen (USPEC) llevó a cabo actuaciones con relación al hallazgo del cadáver de un hombre, mismo que al realizar las pruebas, correspondió al de la víctima, quien murió a consecuencia de una herida en la cabeza ocasionada por disparo de arma de fuego.

De este caso, la Unidad Especializada de Combate al Secuestro (UECS), integró la Carpeta de Investigación correspondiente, y durante las investigaciones realizadas se logró establecer la posible participación de Carlos Q., en el secuestro, por lo que solicitó ante un Juez de Control la respectiva orden de aprehensión.

El investigado fue presentado ante la autoridad que, tras valorar cada uno de los datos de prueba expuestos por la Fiscalía, resolvió su vinculación a proceso, le fijó prisión preventiva oficiosa y estableció un plazo de cinco meses para el cierre de la investigación complementaria.