IMPRESO | RADIO | TELEVISIÓN

Morelia, Michoacán a 20 de julio de 2017
Morelia
Compra
Venta
USD

16.35

17.85

Foto: Internet. El Ford Mustang obtuvo "aceptable" en la prueba de impacto frontal reducido.

Camaro y Mustang, con mal desempeño en seguridad

26 de mayo, 2016

Redacción web/La Voz de Michoacán

Ciudad de México.- Las calificaciones en pruebas de impactos normalmente no son lo primero que piensa alguien que va a comprar un auto nuevo, pero la gente generalmente quiere un auto divertido pero seguro. Los autos de hoy en día son más seguros de lo que nunca habían sido, pero si planeas comprar un muscle car moderno, te podría sorprender su mal desempeño en estas pruebas.

Cuando el Instituto de Seguros para la Seguridad en las Carreteras(IIHS por sus siglas en inglés) probó el Chevrolet Camaro, Dodge Challenger y Ford Mustang, ninguno de los tres logró una calificación lo suficientemente alta como para obtener el nombramiento de “Top Safety Pick”. Para lograrlo, hubieran tenido que obtener la calificación de “Bueno” en impacto frontal reducido (sólo una pequeña parte del frontal del auto hace contacto), impacto frontal moderado, impacto lateral, rigidez del techo, y pruebas a las cabeceras de los asientos. Aparte de todo esto tendrían que ofrecer un sistema de alerta para colisión frontal. De mejor a peor las calificaciones son Bueno, Aceptable, Marginal y Pobre.

Al Ford Mustang le fue en general bien con calificaciones de bueno en todas las categorías excepto la prueba de impacto frontal reducido donde obtuvo un “Aceptable”. Esta prueba es una de las más difíciles de pasar ya que el impacto se enfoca en un área muy pequeña de la estructura del auto. Pero según el IIHS, ese tipo de accidente es responsable por cerca de 25% de las lesiones serias y fatales en impactos frontales. Si al Mustang le hubiera ido ligeramente mejor en esta prueba hubiera logrado el nombramiento de “Top Safety Pick”.

Al Chevrolet Camaro le fue mejor que al Mustang en la prueba de impacto frontal reducido, logrando una calificación de “Bueno”. Pero se quedó corto en la prueba de rigidez del techo donde fue calificado con “Aceptable”, y fue penalizado por no ofrecer un sistema de alerta de colisión frontal.

Los resultados del Dodge Challenger fueron los menos exitosos. En las pruebas de las cabeceras y la rigidez del techo solo logró la calificación de “Aceptable” y en la prueba de impacto frontal reducido solo logró llegar a “Marginal”. Esto en gran medida porque la llanta delantera del lado del conductor se mete a la cabina, colapsando el piso de los pedales y atrapando el pie del dummy de pruebas. De hecho se tuvo que zafar el pie para poderlo sacar. Si hubiera sido una persona, hubieran sufrido lesiones bastante graves en las piernas, según las pruebas.

Hay que tomar en cuenta la longevidad del modelo de DodgeChallenger que, al ser el más viejo de los tres, fue el que sufrió más. El muscle car de Dodge se presentó en 2008 cuando las pruebas de impactos no eran tan exigentes. A pesar de lo que estas pruebas puedan decir, estos tres muscle cars modernos son infinitamente más seguros que sus contrapartes de la década de los 60 en los que inspiraron sus diseños, pero es bueno saber cómo le irá a cada uno en caso de verse involucrado en un accidente.

Con información de Moto Pasión México.

Comparte la nota

Publica un comentario