Florece el campo michoacano: crece valor de la producción del tamarindo, durazno, zapote y papaya

Al menos cuatro productos del campo michoacano han crecido su valor de la producción en los últimos 4 y 5 años.

Foto: Cortesía.

Redacción / La Voz de Michoacán

Morelia, Michoacán. Michoacán es líder productor en más de 40 cultivos del campo, sin embargo, en al menos cuatro se ha incluso triplicado el valor de la producción en los últimos 4 y 5 años, como es el caso del tamarindo, durazno, zapote y la papaya, de acuerdo con la Secretaría de Desarrollo Rural y Agroalimentario (Sedrua).

ECon una cosecha de 4 mil 265 toneladas, Michoacán se sitúa como el cuarto productor nacional de tamarindo y destaca el hecho de que en los últimos cuatro años su valor creció un 83 por ciento, al pasar de 19 millones 700 mil pesos a 36 millones por su venta, lo anterior de acuerdo a cifras del Sistema de Información Agroalimentario y Pesquero (SIAP).

PUBLICIDAD

Michoacán produce tamarindo en mil 35 hectáreas y aporta el 10.7 por ciento de la producción nacional del fruto que se cultiva en 6 municipios: Aquila, Coahuayana, La Huacana, Turicato, Nuevo Urecho y Gabriel Zamora.

Foto: Cortesía.

En el estado 640 familias se dedican a este cultivo, 41 de ellas son encabezas por mujeres y 599 por varones. En el país se tienen sembradas 9 mil 194 hectáreas con una producción que rebasa las 51 mil 272 toneladas; el tamarindo se produce en 12 estados del país, siendo Jalisco, Colima, Guerrero, Michoacán y Veracruz los que lideran el cultivo.

PUBLICIDAD

El tamarindo es una fruta tropical que contiene vitamina B1, también llamada tiamina, la cual convierte los alimentos en energía, facilita la digestión y evita el estreñimiento. Además de mejorar el metabolismo, este fruto también tiene propiedades antiinflamatorias.

Crece 31% valor del durazno

Con una cosecha superior a las 29 mil toneladas, Michoacán se sitúa como el segundo productor nacional del fruto; en los últimos cuatro años el valor de la producción creció un 31 por ciento, al pasar de 182 a 238 millones de pesos por su venta, lo anterior de acuerdo con cifras del Sistema de Información Agroalimentario y Pesquero (SIAP).

Michoacán produce en 3 mil 732 hectáreas, el 17 por ciento del durazno del país y se cultiva en 40 municipios, destacando los municipios de Zinapécuaro, Zitácuaro, Ario de Rosales, Tacámbaro, Peribán, Pátzcuaro, Maravatío, Uruapan, Nuevo Parangaricutiro y Tingüindin, por citar algunos.

En la entidad se dedican a este cultivo mil 411 familias, de las cuales 219 son encabezas por mujeres y mil 192 por varones, lo cual demuestra que la participación de las féminas en el sector rural, y más concretamente en las parcelas, es fundamental y determinante para hacer producir la tierra y llevar alimentos a las mesas de las y los mexicanos.

Foto: Cortesía.

En el país se tienen cultivadas 28 mil 842 hectáreas con una producción que rebasa las 160 mil 663 toneladas; el durazno se produce en 26 estados, siendo: Chihuahua, Michoacán, Puebla, Zacatecas y México los que lideran el cultivo.

El durazno es una fruta con un alto contenido en minerales como el potasio. Ayuda a regular la tensión arterial y contiene fósforo, fundamental para el sistema nervioso y el cerebro., también en magnesio, que contribuye a prevenir los estados de cansancio, ansiedad y estrés.

Se triplica el valor del zapote

El estado de Michoacán reafirmó su liderazgo en el sector agroalimentario, esto al haber duplicado la producción de zapote en el periodo que va de los ciclos agrícolas 2014-2015 al 2018-2019. En ese lapso, Michoacán pasó de producir 625 a mil 289 toneladas anuales.

En la entidad se encuentran cultivadas 514 hectáreas de este fruto, que lo coloca en la 4ª posición de producción nacional, sólo por debajo de los estados de Veracruz, Campeche y Yucatán.

De acuerdo con datos del Sistema de Información Agroalimentario y Pesquero (SIAP), en ese mismo periodo de tiempo los ingresos por la venta de este fruto casi se triplicaron, al pasar de 2 millones 400 mil pesos a 6 millones 300 mil.

Foto: Cortesía.

En la entidad, el zapote se cultiva en 6 municipios, destacando Múgica y Parácuaro; también se cultiva en Coahuayana, Jungapeo, Tepalcatepec y Buenavista. Medina Niño detalló que Michoacán aporta un 8.8 por ciento de la producción del país. El consumo de este fruto contiene vitamina B6, que ayuda con los síntomas de la anemia. Contiene vitamina C, la cual permite la absorción del hierro de alimentos vegetales, previniendo o combatiendo la anemia ferropénica.

Zapote es el nombre usado para varias frutas tropicales comunes en Mesoamérica y en la porción norte de Sudamérica, e independientemente de las denominaciones científicas y de la terminología que se usa en la botánica para identificarlas, están presentes en los mercados de frutas tropicales del mundo, en diferentes variedades, colores y sabores, pero siempre con el nombre común de origen náhuatl (tzapotl).

Algunas especies, aunque no todas, provienen de la familia botánica de las zapotecas. El árbol del zapote es erecto, con frecuencia de 60 pies (18 m), a veces 100 o 130 pies (30 o 40 m) de altura, con tronco corto de 3 pies (1 metro) de diámetro, con la corona estrecha o esparcida y látex blanco y gomoso.

Venta de papaya incrementó 120%

Michoacán es el quinto productor nacional de papaya, al producir 81 mil 460 toneladas, sólo debajo de los estados de Oaxaca, Colima, Chiapas y Veracruz; por la comercialización de este fruto, hace cinco años se obtuvieron 182 millones 185 mil pesos, en tanto que el ciclo pasado 2018-2019 los ingresos por las ventas alcanzaron los 395 millones 826 mil pesos.

De acuerdo con el Sistema de Información Agroalimentario y Pesquero (SIAP); sostuvo que en la entidad se cultiva la papaya en 20 municipios, siendo Buenavista, La Huacana, Aquila, Churumuco, Apatzingán, Coahuayana, Tepalcatepec, Chinicuila, Tumbiscatío y Múgica, los que lideran.

En Michoacán se encuentran cultivadas de papaya 3 mil 284 hectáreas, en las cuales laboran 495 familias de productores, de ellas 116 son mujeres cabezas de familia y el resto son varones.

Foto: Archivo.

La principal variedad cultivada de papaya en Michoacán es la Maradol, cuyo fruto tiene un peso entre 1.5 y 2.6 kg., este fruto se introdujo en el país a partir de 1978 y desplazó poco a poco a las variedades criollas. Es muy apreciada para su consumo en el mercado mexicano; también se exportan más de 5 mil toneladas a los países de Estados Unidos y Canadá.

En el país se producen más de un millón de toneladas, mismas que se cosechan de una superficie cultivada de más de 19 mil 470 hectáreas; el estado de Oaxaca aporta el 32.3 por ciento de la fruta, en tanto que Colima participa con el 22 por ciento de la producción; Chiapas con el 12.6 y Veracruz con el 9.6 por ciento y nuestro estado aporta el 6.4 por ciento.