A pesar del COVID-19, terapias contra el cáncer se han mantenido

En el Centro Estatal de Atención Oncológica se tiene un departamento de epidemiología que hace un cerco desde la entrada del hospital en el cual hacen una distribución adecuada de los tipos de pacientes que van a ocupar un tratamiento de urgencias.

Foto: Christian Hernández / Diseño: La Voz de Michoacán.

La Voz de Michoacán ha hecho un ejercicio que te acercará a los especialistas, quienes hablarán sobre este tema, y los efectos colaterales que debes tomar en cuenta en estos tiempos de convulsión, producto de la contingencia sanitaria.

SEPTUAGÉSIMA SÉPTIMA PARTE DE UNA SERIE

Jorge Manzo / La Voz de Michoacán

PUBLICIDAD

Morelia, Michoacán. El Centro Estatal de Atención Oncológica no ha dejado de brindar tratamientos, quimioterapias o radioterapias a los pacientes que enfrentan la dura batalla contra el cáncer, aún y cuando se trata de un sector sumamente vulnerable a los efectos de COVID-19 y su letalidad, confesó el especialista Víctor Hugo Mercado Gómez, quien sí aclaró que los procedimientos se deben llevar a cabo con cuidados extremos, a fin de no exponerlos aún más.

Aquí somos muy selectivos con los pacientes que vamos a dar el tratamiento y el seguimiento de los mismos. Los pacientes que están en tratamiento, en quimioterapia o radioterapia no hemos disminuido y no hemos parado esos tratamientos. Qué hemos retrasado, solamente aquellos que damos seguimientos, sin embargo, los tratamientos que están en boga en estos momentos los seguimos dando, así como se vienen dando”, explicó el oncólogo.

PUBLICIDAD

Reiteró que en medio de esta contingencia sanitaria deben ser muy cautelosos en este tipo de pacientes, y estudiarlos minuciosamente, y hacer conciencia a la gente, puesto que lamentablemente hay quienes piensan que “prefieren morirse de COVID-19 que del cáncer”. Sentenció que no se busca llevar al paciente a un escenario trágico, sino concientizarlo en qué momento se le darán los servicios médicos y será en el momento ideal, en el que menos exposición tenga y que le resulte beneficioso.

El mundo oncológico también ha sido afectado por este virus de COVID-19; los pacientes susceptibles en el mundo son estos pacientes, a quienes se les bajan las defensas en el momento que damos tratamiento, en el momento que damos diagnósticos. Entonces, la empatía que tenemos con los pacientes es tratar de concientizar que tenemos que esperar para que baje la vulnerabilidad que tienen ellos para poder exponerlos a un tratamiento oncológico”.

“Todos los días los oncólogos nos vamos a someter a muchas preguntas, la primera es, ¿va aguantar el paciente el tratamiento?, la siguiente sería, ¿el paciente que aguante el tratamiento al asociarse con una enfermedad infecciosa respiratoria puede morir?, Sí es cierto, todo esto son preguntas que nos hacemos día con día con los pacientes que tratamos. ¿Qué hacemos? Concientizar a la gente, en el hecho de que debemos prevenir, solo es eso, utilizar un cubrebocas adecuado, lavado de manos, la sana distancia”.

Informó que en el Centro Estatal de Atención Oncológica se tiene un departamento de epidemiología que hace un cerco desde la entrada del hospital en el cual hacen una distribución adecuada de los tipos de pacientes que van a ocupar un tratamiento de urgencias y en aquello que no. “Eso es muy importante para poder llegar a un buen tratamiento con ellos”.

Llamó a seguir las indicaciones de sus médicos tratantes, ya sea en privado o institucional. “Cada unidad dentro del Centro Estatal de Atención Oncológica y dentro de la medicina privada determinamos a quién le vamos a dar tratamiento, siendo muy juiciosos con los diagnósticos que vamos a implementar bajo los estudios que traiga cada paciente. Yo los invito a que no se separen de las clínicas que los están atendiendo, más bien que se acerquen cómo vamos a dar el seguimiento de muchos de los pacientes”.


Recomenaciones

  • Infórmese adecuadamente acerca de su diagnóstico y tipo de tratamiento, participando activamente con los profesionales. Colabore con su médico en aquello que lo requiera.
  • No dude en solicitar ayuda a su entorno familiar y a los profesionales, compartiendo así los momentos de tristeza, ansiedad o miedo. Evite la vida en solitario.
  • Consulte a su médico los síntomas físicos que tenga, ya sean derivados de la enfermedad o a causa de los distintos tratamientos.
  • Normalice su vida en la medida de lo posible. Intente sin forzarse, mantener un cierto nivel de actividad. Recupere sus hobbies, dedíqueles tiempo de forma regular, procurando así que la enfermedad no sea el centro de su vida.

Mitos y realidades

  • Tener cáncer es una sentencia de muerte

MITO: No, si se tiene un tratamiento efectivo y se le da puntual seguimiento, la enfermedad puede ser perfectamente combatida, aunado al tipo de cáncer que se enfrente.

  • El cáncer no presenta ningún síntoma

MITO: Claro que sí presenta síntomas que deben ser revisados con puntualidad, comenzando en el cuerpo con algunos rasgos raros o que no había sido vistos anteriormente.

  • El cáncer es hereditario

MITO: Es un mito muy común entre la sociedad, debido a que sí hay enfermedades que te dejan determinada predisposición, sin embargo, no necesariamente ocurre con el cáncer.