SEE retomará operativos en escuelas de Michoacán para evitar casos de violencia

Michoacán cuenta con un órgano autónomo para prevenir la violencia en los planteles educativos, pero lleva prácticamente 16 meses sin sesionar

Foto: La Voz de Michoacán.

Juan Bustos / La Voz de Michoacán

Morelia, Michoacán. La Secretaría de Educación en el Estado (SEE) asegura que se trabaja en un protocolo integral de atención para la prevención de la violencia al interior de los planteles educativos, el cual podrá conocerse esta misma semana.

Entre los elementos que lo compondrían no se descartan acciones como la revisión de mochilas, “aunque lo central es la colaboración de padres de familia”, señaló Héctor Ayala Morales, encargado de despacho de la dependencia estatal.

PUBLICIDAD

El funcionario refirió que ya trabajan con la Subsecretaría de Educación Básica, así como con las escuelas públicas y privadas, para evitar que existan casos de violencia.

Contenidos relacionados

La entidad cuenta también con un órgano autónomo para atender estas problemáticas, el Copreveem, el cual, pese a la relevancia de sus labores, lleva prácticamente 16 meses sin sesionar y, por ende, sin atender sus tareas sustantivas.

PUBLICIDAD

Tras los casos de violencia en planteles educativos del país se ha retomado el debate sobre su origen y cómo abatirla en los centros educativos.

“Trabajamos para tratar de evitar situaciones similares, evitar que los niños tengan acceso a esos escenarios; trabajamos con los padres de familia en torno a los temas que pudieran afectar el desarrollo de los niños y niñas”, dijo Héctor Ayala.

En entrevista con La Voz de Michoacán, apuntó que a partir del lunes comenzaran a retomar trabajos con diversas instancias para atender a la niñez michoacana en torno a acciones preventivas. “Nosotros, como autoridad educativa, nos podremos vincular con otras autoridades”.

Explicó que, si bien no se descarta temas como el retorno del operativo “Mochila Segura”, lo importante es el trabajo conjunto con padres de familia para que la atención se brinde desde casa, asimismo garantizar ambientes seguros y de esparcimiento para los niños de Michoacán.

Detalló el funcionario que buscan un esquema más ambicioso y no que sólo se centre en una acción, como son los filtros en las escuelas, que sería lo más obvio, aunque es importante ver qué traen de casa.

“Nosotros, desde el gobierno del estado nos intentamos vincular con la protección de los niños, queremos que sea una educación integral, pero necesitamos el apoyo de la población”, señaló, en referencia a que operativos como el de la revisión de mochilas necesitan la aprobación de los padres de familia.

Héctor Ayala añadió que la intención es atender los factores positivos para el desarrollo de los menores como la educación en valores, por lo que el protocolo de atención podrá ser aplicado en las escuelas públicas y privadas, reiterando que la prevención es un tema fundamental.

Consejo Preventivo autónomo, inactivo

La entidad cuenta con el Consejo Preventivo de la Violencia Escolar en el Estado de Michoacán (Copreveem), un órgano dependiente de la Secretaría de Educación del Estado cuya integración obedece a criterios de participación ciudadana.

Este órgano tiene entre sus funciones y atribuciones elaborar y dar seguimiento al protocolo de actuación y prevención de la violencia escolar; atender las denuncias de violencia escolar; acreditar a las instituciones libres de violencia; coordinar las acciones con dependencias del Poder Ejecutivo del estado y autoridades municipales en materia de atención y prevención de la violencia escolar; construir, analizar, dar seguimiento y evaluar propuestas de formación, intervención y prevención de la violencia escolar, así como las políticas públicas diseñadas en esta materia.

El organismo está, en papel, conformado por un equipo interdisciplinario de psicólogos, abogados y docentes con experiencia en la temática de la violencia escolar y la perspectiva de género, y tenía como propósito fortalecer una mayor comunicación con los docentes, autoridades educativas, padres y madres de familia de todos los niveles de educación en el estado, así como aquellos interesados en denunciar, prevenir y erradicar la violencia al interior de las escuelas.

Conformado en marzo de 2017, en el Copreveem participan representantes de diferentes instituciones, sin embargo, desde septiembre de 2018 no ha realizado una sola sesión, por lo que prácticamente suman 16 meses sin que se aborde el problema.