Por 6 meses de aduedos del gobierno, suspende clases internado de Tacámbaro

Juan Bustos / La Voz de Michoacán   Morelia, Michoacán. El Centro de Capacitación y Desarrollo para la Juventud 01 (Cecadej) de Tacámbaro suspendió labores ante la falta de recursos para sostener la alimentación de 320 alumnos, ya que desde inicios de esta semana tiene un adeudo de un millón 276 mil pesos debido a …

Juan Bustos / La Voz de Michoacán

 

Morelia, Michoacán. El Centro de Capacitación y Desarrollo para la Juventud 01 (Cecadej) de Tacámbaro suspendió labores ante la falta de recursos para sostener la alimentación de 320 alumnos, ya que desde inicios de esta semana tiene un adeudo de un millón 276 mil pesos debido a que durante seis meses que no se les ha entregado el presupuesto.

PUBLICIDAD

En entrevista, Ángel Pimentel Espinoza, director de la institución, detalló que el pasado fin de semana se entregaron a padres de familia y tutores a los jóvenes, por lo que esta semana no tendrían actividades escolares porque finalmente se agotó el presupuesto del centro escolar.

El director manifestó que desde el mes de mayo hasta octubre se adeudan las ministraciones, y “la única respuesta que da la Secretaría de Educación es que hay una crisis amplia en el sector educativo, por ello no se completa el pago”.

PUBLICIDAD
Director del internado de Tacámbaro explica a padres de familia la complicada crisis financiera del plantel.

Detalló que además, los padres de familia han definido manifestarse el próximo lunes en la Secretaría de Finanzas por la falta de respuesta por parte de las autoridades, “el próximo domingo recibimos a los niños, los padres de familia tienen la idea de acudir a Morelia a realizar la manifestación”.

Detalló que este emplazamiento de los padres de familia para realizar un plantón frente a la Secretaría de Finanzas es una forma que los paterfamilias han planteado para ayudar al internado, que siempre sufre la falta de presupuesto al cierre del año.

El director señaló que de igual manera siempre enfrentan esta problemática con los proveedores de alimentos para cubrir pagos, incluso se les adeudan por varios meses, lo cual imposibilita la entrega de más créditos.

Reiteró que los jóvenes que atienden en el internado son de escasos recursos, lo cual hace imposible que sean las propias familias las que sostengan la cocina para las actividades cotidianas y por ello la urgencia de que se dé una respuesta.

Tenemos jóvenes de Jalisco, Guerrero, Guanajuato y Colima que vienen a nuestro internado para la atención educativa, pero es difícil seguir sosteniendo el servicio si no hay recursos”

Explicó que dialogaron con la delegada administrativa, Sandra Rangel, para saber cuándo podrían tener el pago, y a pesar de que hizo el compromiso de que éste sería la brevedad, hasta el momento no se ha materializado.

Nos han pedido no movilizarnos con los padres de familia bajo la promesa de entregar el pago; sin embargo, los padres de familia están desesperados porque ven afectaciones en la actividad diaria de sus hijos”

Explicó que los últimos días de la semana anterior fueron difíciles debido a que únicamente quedaban frijoles y repollo para alimentar a los jóvenes que cursan la secundaria en este internado.

El director recordó que cada año es lo mismo en los últimos meses, en torno que no se envían los recursos suficientes para el sostenimiento del plantel y que esto obliga a suspensiones del servicio o tener que acudir a la capital del estado a exigir el pago mediante acciones de presión.

 

Amagan con paro en los Cendis

 

Para este miércoles 23 de octubre, la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación convoca a una concentración en las oficinas centrales de la Secretaría de Educación en el Estado para exigir que se hagan los depósitos de subsidios y rentas para los Centros de Desarrollo Infantil (Cendis).

La organización magisterial señala que llevan 10 meses de adeudos y hay varias semanas sin respuesta por parte de las autoridades, por lo cual, en caso de no haber respuesta por parte de las autoridades, se convocaría a un paro indefinido en estos centros de atención para niños y niñas de entidad.

De acuerdo con la información del magisterio denominado democrático, los centros de atención para estudiantes sufren recurrentes faltas de pago y muchas veces les toca a los padres de familia y al personal que atiende a estos alumnos poner de su bolsa para sostener el funcionamiento.