EUA acapara compra del único fármaco que ha funcionado contra el COVID-19

El volumen adquirido del fármaco supone el 100 por ciento de la producción de julio y el 90 por ciento de agosto y septiembre.

Foto: Archivo.

Redacción / La Voz de Michoacán

Washington, Estados Unidos. El Gobierno de Estados Unidos realizó una compra por casi el 90 por ciento del inventario de los próximos tres meses del fármaco Remdesivir, un medicamento que ha mostrado sus efectos positivos en el tratamiento de COVID-19.

El Departamento de Salud de EUA se aseguró la compra de más de 500 mil tratamientos de Remdesivir de la farmacéutica Gilead Sciences para los hospitales estadounidenses hasta septiembre.

PUBLICIDAD

"El Presidente Donald Trump ha logrado un increíble acuerdo para asegurar que los estadounidenses tengan acceso a la primera terapia autorizada para la COVID-19. Hasta donde sea posible queremos garantizar que cualquier paciente estadounidenses que lo necesite lo pueda obtener", dijo en un comunicado el Secretario de Salud, Alex Azar.

La compra se realiza cuando Estados Unidos vive un repunte en el número de contagios por coronavirus, con más de 40 mil diarios, especialmente en estados del sur y oeste del país como Texas, Florida, Arizona y California.

PUBLICIDAD

El Remdesivir es una terapia experimental que empezó a desarrollarse en 2009 y se puso a prueba con pacientes del ébola a mediados de la década pasada, se ha autorizado de emergencia para el coronavirus SARS-CoV-2 porque un ensayo clínico estadounidense mostró que acorta el tiempo de recuperación en algunos pacientes.

Gilead anunció este lunes que va a vender su fármaco a 390 dólares el vial para los gobiernos de países desarrollados, lo que elevaría el precio del tratamiento más habitual a 2 mil 340 dólares por paciente y el de las terapias más largas, a 4 mil 290 dólares.

En Estados Unidos, desde que en mayo se aprobó de emergencia el uso de Remdesivir para enfermos de coronavirus, los hospitales han estado usando dosis donadas por Gilead, que a partir de julio comenzará a cobrar por el medicamento.

Se trata de un antiviral, administrado por vía intravenosa, que ralentiza la producción de nuevas partículas de virus y, como resultado, una infección viral se desarrolla con menos rapidez y los pacientes en estado grave se recuperan en una media de cuatro días antes de lo habitual.

La alarmante situación de Estados Unidos

El martes pasado, Estados Unidos registró una cifra de 2 millones 636 mil 538 casos confirmados de COVID-19 y de 127 mil 425 fallecidos, de acuerdo con el recuento independiente de la Universidad Johns Hopkins.

La media de nuevos casos diarios en Estados Unidos está desde la semana pasada por encima de los 40 mil arrastrada por el repunte en estados del sur y del oeste como Florida, Texas, California y Arizona.

Tan solo en la ciudad de Nueva York han muerto 23 mil 096 personas.

A Nueva York le siguen la vecina Nueva Jersey con 15 mil 035 muertos, Massachusetts con 8 mil 053 e Illinois con 6 mil 923.

Otros estados con un gran número de fallecidos son Pensilvania con 6 mil 649, Michigan con 6 mil 193, California con 6 mil 013 o Connecticut, con 4 mil 322.

En cuanto a contagios, California es el segundo estado solo por detrás de Nueva York con 226 mil 851.

Te puede interesar: Remdesivir no está autorizado para uso generalizado contra COVID-19, señala López-Gatell

El Presidente estadounidense, Donald Trump, rebajó esas estimaciones y se mostró confiado en que la cifra final estaría más bien entre los 50 mil y los 60 mil fallecidos, aunque en sus últimos cálculos auguró ya hasta 110 mil muertos, un número que también se ha superado.

Por su parte, el Instituto de Métricas y Evaluaciones de Salud (IHME) de la Universidad de Washington, en cuyos modelos de predicción de la evolución de la pandemia se fija a menudo la Casa Blanca, calcula que Estados Unidos llegará al mes de octubre con unos 175 mil muertos.