Alcaldía de Morelia acumula quejas por abuso de autoridad: CEDH

Debido a la naturaleza de sus labores y al número de efectivos con los que cuenta, la Policía de Morelia es el área del gobierno municipal capitalino que históricamente más quejas acumula ante la CEDH.

Foto: La Voz de Michoacán.

Héctor Jiménez / La Voz de Michoacán



Morelia, Michoacán. A pesar de que hace sólo unos días las autoridades capitalinas afirmaron no tener ni una sola recomendación de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos (CEDH), datos de esta institución revelan que durante este 2019 el Ayuntamiento de Morelia ha sumado 94 quejas, así como cinco recomendaciones en las que se han acreditado violación a los derechos humanos.

De acuerdo con información del coordinador de orientación legal, quejas y seguimiento de la CEDH, Ángel Botello Ortiz, en lo que va del año se han presentado 94 quejas hacia el ayuntamiento capitalino, de las que 52 están orientadas en contra de la Policía de Morelia. Mientras que en el 2018 se recibieron un total de 107 quejas, de las cuales 62 fueron contra agentes de la Policía.

Según se detalló, el Ayuntamiento de Morelia ha recibido 5 recomendaciones durante este año, dos de ellas por la violación al derecho a la seguridad jurídica, una por violación al derecho a un medio ambiente sano, una por violación al derecho a la protección contra toda forma de violencia y una por violación al derecho a la libertad e integridad personal.

PUBLICIDAD

Es importante recordar que, debido a la naturaleza de sus labores y al número de efectivos con los que cuenta, la Policía de Morelia es el área del gobierno municipal capitalino que históricamente más quejas acumula ante la CEDH.

Contenidos relacionados

No obstante, en este 2019 se dieron una serie de hechos de presunto mal actuar policial que escalaron en la opinión pública e incluso fueron motivo de la apertura de quejas por oficio. En primer término, surgió el caso de la periodista Mitzi Torres, quien en agosto pasado presumiblemente fue detenida de manera arbitraria y golpeada por elementos de la policía municipal después de pedir la ayuda de los uniformados tras ser víctima de un presunto intento de violación.

PUBLICIDAD

A la brevedad, la CEDH inició una queja de oficio por esta causa e incluso hubo un posicionamiento público del ombudsman para condenar los hechos. Tan solo un mes después, en septiembre, otro grupo de agentes de la Policía de Morelia fueron videograbados cuando detenían a 2 personas de la tercera edad por vender frituras fuera de la Casa de la Cultura sin contar con el permiso.

Ante las quejas de otros ciudadanos que presenciaban los hechos, uno de los uniformados argumentaba que no interviniera y presentaran una queja formal si tenían alguna inconformidad. Si bien las autoridades municipales rechazaron las críticas al actuar policial, dicho operativo aparentemente no cumplió con la normativa oficial, el cual marca que debe ser encabezado por inspectores de la Secretaría de Servicios Públicos que porten equipo de grabación. La CEDH también abrió una queja de oficio por la detención de los dos adultos mayores, al considerar que “no ameritaban el sometimiento por parte de los elementos policiales, por no existir un riesgo fundado a que se cometiera una agresión”.