Nos rige la solidaridad y el amor: Topos mexicanos en Chile

Notimex / La Voz de Michoacá Santiago, 30 Mar.- El presidente de la Brigada Internacional de Rescate Tlatelolco Azteca (BIRTA), Héctor Méndez, aseguró que a los conocidos Topos mexicanos los rige «la solidaridad y el amor hacia la gente». Los principios que rigen la vida y la actividad del grupo de rescate son «el olvido …

toposmexicanos

Notimex / La Voz de Michoacá
Santiago, 30 Mar.- El presidente de la Brigada Internacional de Rescate Tlatelolco Azteca (BIRTA), Héctor Méndez, aseguró que a los conocidos Topos mexicanos los rige «la solidaridad y el amor hacia la gente».

Los principios que rigen la vida y la actividad del grupo de rescate son «el olvido de sí mismos, la aceptación de la muerte y el servicio a los demás», destacó Méndez durante su visita al sur de Chile, donde ofreció un curso sobre emergencias.

PUBLICIDAD

Comentó que el viernes concluyó la misión de capacitación en rescate en áreas confinadas en las ciudades de Talcahuano y Concepción, distantes ambas unos 500 kilómetros al sur de Santiago.

Ambas localidades fueron algunas de las más afectadas por el terremoto del 27 de febrero de 2010 y fueron elegidas por los Topos mexicanos para desarrollar el Curso Internacional de Emergencia y Desastres, en el que participaron unos 150 alumnos chilenos.

PUBLICIDAD

«Ahora tenemos 150 hermanos más», dijo Méndez, quien valoró la importancia de la capacitación que impartieron los instructores de los Topos a personal del Ejército, Carabineros, Armada, Bomberos, prevencionistas de riesgos de empresas e incluso líderes sociales.

«Dejamos en Chile hermanos con capacidades propias y adquiridas para el rescate», acotó el líder de los Topos, tras agregar que «es importante hacer estos vínculos de fraternidad solidaria en todo el mundo y ahora especialmente acá en Sudamérica, en Chile».

El curso incluyó la preparación en distintas materias, como apuntalamiento de estructuras colapsadas, organización de comandos de incidentes, roles, responsabilidades, apoyo sicológico en atención de víctimas por atrapamiento, hemorragias y fracturas.

También abarcó el alineamiento y traslado de pacientes y técnicas de topeo, entre otros temas, junto a un trabajo con la población no afectada por los desastres, quienes se transforman en cruciales ayudantes de los rescatistas.

El curso teórico-práctico se desarrolló en escenarios reales de sectores colapsados por el terremoto del 27 de febrero de 2010, de 8.8 grados Richter y al cual siguió un maremoto, y que aún permanecen a la espera de ser demolidos.

Además, se impartieron charlas a estudiantes y líderes sociales en torno a medidas de protección y cómo enfrentar una situación de desastre.

La brigada de los Topos mexicanos tiene una amplia experiencia de 27 años en este trabajo y ha participado en acciones de rescate en Haití, Egipto, Japón, Turquía e Indonesia, entre otros países.

Méndez señaló que las organizaciones de «topos» se han multiplicado y ya cuentan con unos dos mil efectivos repartidos en el mundo, aunque el principal sigue estando en México.