Comerciantes del Centro de Morelia prevén ventas por 470 mdp esta temporada navideña

Diciembre es de las mejores épocas en ventas para los comerciantes del primer cuadro de la ciudad, debido a que la gente acude a gastar su aguinaldo y bonos decembrinos

Foto: Samuel Herrera Jr.

Maricruz Rios / La Voz de Michoacán

Morelia, Michoacán. En plena etapa navideña, considerada la última temporada alta del año en cuanto a ventas, el presidente de la asociación Comerciantes y Vecinos del Centro Histórico (Covechi) en Morelia, Alfonso Guerrero, aseguró que se espera un positivo cierre de 2019, acompañado de buenos números.

Pese a esto, la compleja situación económica en la capital del estado durante el año abonó para que se registrase el cierre de 15 negocios en el primer cuadro de la ciudad. A pesar de ello, el presidente de Covechi señaló que por las fiestas decembrinas se espera una derrama económica por el orden de los 470 millones de pesos, que estarán representando un aumento del 5% en comparación con la misma temporada de 2018, cuando se percibieron 446 millones 500 mil pesos.

PUBLICIDAD

“Para el Centro Histórico las fiestas decembrinas son las más importantes, porque el 100 por ciento de los negocios se ve beneficiado debido al pago del aguinaldo e ingresos extras; las personas adquieren productos y servicios que van más allá de la Navidad y el Año Nuevo”, ilustró.

En términos generales, se espera que los negocios ubicados en el primer cuadro de la ciudad reporten, en su conjunto, una derrama económica por el orden de los 4 mil 250 millones de pesos anualizados, un 7% arriba de lo percibido en 2018, cuando la derrama reportada fue de 3 mil 952 millones 500 mil pesos.

PUBLICIDAD

Contenidos relacionados

Marchas y robos merman las ventas

El líder de los comerciantes adheridos a la Covechi detalló que, además de los altibajos financieros en el año, las manifestaciones sociales siguen siendo uno de los principales factores que suman al descontento social de los vendedores, al recordar que cuando éstas ocurren las ventas bajan de drásticamente; en un segundo término se ubica el robo a negocios, que sigue latente, y en algunos meses incluso se ha intensificado.

“Seguimos sufriendo el robo hormiga y de falderas en el Centro, es decir, normalmente entran grupos de mujeres a una tienda y mientras unas distraen a los dependientes, otras aprovechan para robar la mercancía”, señaló Guerrero Guadarrama.

El dato de los 15 negocios cerrados en el año es preliminar, comentó, sin embargo, los espacios en renta se vuelvan a ocupar por otras personas, aunque aseguró que no se reabren todos. Es decir, del total de espacios en renta que han sido desocupados sólo se han arrendado de nueva cuenta el 80 por ciento.